A Shawn Mendes le encantaría tener un perro, pero es alérgico

El canadiense, a quien no le agradan los tomates y dio su primer beso a los 14 años, comenzó a hacer videos de seis segundos para colgarlos en Vine.

A Shawn Mendes le encantaría tener un perro, pero es alérgico
A Shawn Mendes le encantaría tener un perro, pero es alérgico

Shawn Mendes es el único varón de dos hermanos y es una estrella que efecivamente ha cosechado éxitos en su maravillosa carrera artística. Cuenta con 20 años y es la sensación para muchas de sus fans.

Este artista canadiense, nacido el 8 de agosto de 1998, es natural de Toronto y es amante a los canes, pero no puede tener uno porque es alérgico.

El carismático canadiense, quien como cosa curiosa dio su primer beso a los 14 años, comenzó a hacer videos de seis segundos para colgarlos en la red social Vine en la que posteriormente se dio a conocer y logró ser captado por empresarios musicales, entre ellos Andrew Gertler de la disquera Island Records.

Sus videos tienen más de un millón de reproducciones cada uno. Evidentemente se trata de un éxito indiscutible.

Mendes tiene dos descendencias paternas: una portuguesa y otra inglesa.. Su madre es una agente de bienes y raíces, mientras que su padre se dedica a proveer suministros a bares y restaurantes en la ciudad de Toronto, Canadá.

Fue criado por sus padres en la zona Pickering de Toronto y estudió en la escuela Pine Ridge School en Canadá. El chico fue creciendo en el mundo artístico y para el año 2014 estrenó su primer sencillo titulado Life of the party. 

Con este trabajo discográfico se ubicó entre los 30 primeros de las listas musicales de Canadá, Estados Unidos y Nueva Zelanda. Asimismo recibió la certificación de discos de oro y platino.

Otra éxito del también guitarrista, cuya faceta aprendió a través de tutoriales de YouTube cuando tenía solo 13 años, es que en 2014 obtuvo un Teen Choice Award al ser considerado como mejor estrella musical en el mundo virtual.

Para junio del  año 2016, Mendes lanzó Treat You Better como sencillo de su segundo álbum.