Un fan de Mario Bros creó 80 niveles

Nintendo 64 vendió más de 11 millones de copias de Mario Bros 64 y fue uno de los más populares de la época.

Nintendo 64 vendió más de 11 millones de copias de Mario Bros 64
Nintendo 64 vendió más de 11 millones de copias de Mario Bros 64

Mario Bros 64 cumple más de 25 años de creación y todavía sigue inspirando a muchos fans a seguir descubriendo secretos en sus nuevos 80 niveles que lo harán volver al ruedo. 

El hacker Kaze Emanuar realizó las modificaciones que hacen que este juego se ejecute en primerísima persona, incluso algunos que ya han probado el juego dicen que los efectos causan mareos a los pocos segundos de comenzar a jugarlo.

Emanuar creó todos los mundos bajo la plataforma de un programa que logra ajustar la cámara para que veas lo mismo que Mario al mover la cabeza, lo cual no es una buena idea estando en un juego de plataformas.

Los saltos, acrobacias y piruetas son la parte más confusa del juego; sin embargo, esto no desanima a los fans que se ven sumergidos en el mundo de Marios Bros, pues esto forma parte del proceso de realidad virtual y de los videojuegos que requieren menos esfuerzo físico.

Cabe destacar que la consola de Nintendo 64 vendió más de 11 millones de copias de Mario Bros,el cual fue uno de los juegos más populares en ese entonces. Sin embargo, Nintendo no se quedó allí y fue nominado por “Super Mario Odyssey” para competir como el mejor videojuego del año 2017. En este juego, Mario Bros busca contar con la ayuda de Cappy, quien es el principal aliado de Mario durante todo el juego, y lo asiste de varias maneras.

Cappy tiene forma de sombrero de copa blanco con ojos grandes, con mechones azules y bajo el sombrero está su cuerpo principal, y Mario lo puede usar como un disparo recto, un lanzamiento circular y un tiro de bumerán. También puede ayudar a Mario recolectando artículos como Monedas y Energilunas y puede dañar a los enemigos.

Aquí no para todo para Nintendo y Mario Bros, recordemos que para los Juegos Olímpicos de Japón 2020 Mario es uno de sus embajadores, por lo que en Tokio se están creando juegos y espacios recreativos conmemorativos a las diversas versiones de Mario Bros.