Combatí la alopecia con remedios caseros

La caída del cabello le puede ocurrir a cualquier persona sin importar la edad. 

Combatí la alopecia con remedios caseros
Combatí la alopecia con remedios caseros

La alopecia puede responder a diferentes factores genéticos o externos, por lo que se debe tener en cuenta cada caso en particular para poder hacerle frente de la mejor forma.

Acá te traemos algunos consejos caseros para mejorar las causas y síntomas de esta enfermedad que afecta a mujeres y hombres de cualquier edad:

Cebolla, ajo y limón

Gracias a sus propiedades antibacterianas naturales, estos ingredientes son de excelente ayuda para combatir las infecciones del cuero cabelludo y poder disminuir sus síntomas.

Ingredientes: 1 cebolla, 1 limón, 2 dientes de ajo, 1 taza de agua (250 ml)

Preparación: Pelar la cebolla, el limón, el ajo y partirlos en trozos para facilitar el licuado. Licuar por 3 minutos y después colar. Aplicar en el cuero cabelludo y dejar actuar por 20 minutos. Luego enjuagar bien para eliminar el olor que esta preparación desprende.

Aloe vera

Por sus propiedades antiinflamatorias, humectantes y cicatrizantes, la sábila se convierte en un excelente remedio para curar e hidratar el cuero cabelludo.

Ingredientes: penca de aloe vera y 1 taza de agua (250 ml)

Preparación: Pelar la penca de aloe vera y extraer el cristal interior, luego colocar en la licuadora con la taza de agua y procesar durante 2 minutos. Aplicar sobre el cabello realizando masajes y dejar actuar por 15 minutos, posteriormente lavar con agua tibia para así obtener los resultados deseados.                     

Hojas de curry

Tiene poderosos nutrientes, ya que ayuda a fortalecer y regenerar los folículos capilares. De esta forma se conseguirá que el nuevo cabello crezca más fuerte.

Ingredientes: Un puñado de hojas de curry, 3 cucharadas de aceite de coco (45 g) y 1 taza de agua (250 g)

Preparación: Agregar los ingredientes en un recipiente y calentar hasta notar que el agua se ha tornado oscura, luego dejar reposar la mezcla y guardar en un recipiente de vidrio. Aplicar dos veces a la semana antes de acostarse, y dejar actuar toda la noche. Retirar al día siguiente con abundante agua.