Aretha Franklin cantó en la toma de posesión de tres presidentes

A lo largo de su intachable carrera recibió 18 premios Grammy de las 44 nominaciones que obtuvo.

 

 Aretha Franklin cantó en la toma de posesión de tres presidentes
Aretha Franklin cantó en la toma de posesión de tres presidentes

 Durante su trayectoria artística recibió innumerables reconocimientos y premiaciones, además del cariño del público que siguió su carrera durante tantos años.

La descripción es sobre la cantante estadounidense Aretha Franklin, quien en el año 2008 fue elogiada con el número uno de la lista de los 100 cantantes más grandes de todo los tiempos, según la revista Rolling Stone.

De su vida personal se supo que se casó en dos oportunidades y luego se divorció. Trajo al mundo a cuatro hijos.

Aretha subía a cada escenario para complacer a su público con su característico registro vocal, capaz de alcanzar las cuatro-octavas, gracias a su excepcional voz que hizo de ella una cantante insuperable.

Su trabajo artístico le confirió el recibimiento de 18 premios Grammy, de las 44 nominaciones en las que estuvo. También logró convertirse en la primera en entrar en el Rock and Roll Hall of Fame en el año 1987.

Una de las hazañas que tuvo Aretha fueron sus actuaciones en las tomas de posesión de tres presidentes estadounidensesJimmy Carter, Bill Clinton y Barack Obama.

Aretha, quien nació en Memphis Tennessee  el 25 de marzo de 1942 y era conocida como la Reina del Soul, recibió la Medalla Presidencial de La Libertad en el año 2005, en reconocimiento a su gran aporte a las artes.

Ella nunca logró culminar la escuela secundaria, pero en el año 1998, cuando había cosechado una amplia trayectoria musical, inició clases de piano clásico en una de las escuelas más prestigiosas de los Estados Unidos, la Julliard School of Music de Nueva York.

Lamentablemente en el 2010 un diagnóstico médico le enturbió los planes a Aretha, a quien le detectaron cáncer en el páncreas. En esa oportunidad fue intervenida quirúrgicamente para extirparle el tumor, pero el cáncer fue ganando terreno paulatinamente.

Producto de ese ingreso al quirófano Aretha se alejó de su público por un lapso en el 2013. Su situación se complicó luego que sufriera una caída y se le fracturaran varias costillas.  

Superado ese trance, Aretha retomó los escenarios y siguió complaciendo a su público hasta el año 2017 cuando por recomendación médica se retiró. Un año más tarde, murió.