Tina Turner se fue de la escena musical, pero unos años más tarde regresó

Una gira por países europeos y en los Estados Unidos permitieron que la Reina del Rock regresara a los conciertos.

Tina Turner se fue de la escena musical, pero unos años más tarde regresó
Tina Turner se fue de la escena musical, pero unos años más tarde regresó

Transcurría el año 2002 y Tina Turner, la diva considerada como la Reina del Rock, optó por retirarse de la escena musical, pero afortunadamente su decisión no fue definitiva y en al 2004 publicó un nuevo álbum.

Este trabajo discográfico fue titulado All the Best, en el cual estaban entre otros temas Open Arms, cuya canción logró un rotundo éxito en el continente europeo y en el mercado de los Estados Unidos, tanto así fue el impacto de este tema que fue su primer álbum en 11 años en lograr un disco de platino en su país.

Luego, Tina se mantuvo en el anonimato hasta participar en el álbum River: The Joni Letters de Herbie Hancock, y en febrero de 2008 actuó en los premios Grammy donde estuvo en un dueto con Beyoncé.

En esta edición el álbum Hancock obtuvo un Grammy de mejor álbum del año, siendo el galardón más preciado de la entrega. Con este reconocimiento Tina Turner sumaba ocho premios Grammy en su recorrido artístico.

Para el año 2008, luego de participar en un programa de televisión junto a su amiga Cher, Tina Turner inició una nueva gira y conciertos en países europeos y Estados Unidos. 

En ese sentido, ofreció a sus seguidores una recopilación de sus mejores éxitos musicales y adicionó dos nuevas canciones It Would Be a Crime (Sería un crimen) y I'm ready (Estoy preparada), el cual lanzó como un primer sencillo discográfico.

La cantante estadounidense tiene entre sus logros un Récord Guinness, por ser la única solista en llenar por completo el estadio Maracaná de Río de Janeiro, más de 180.000 personas en una sola noche, cifra similar a la conseguida por Paul McCartney en 1990.

También, ya retirada y cuya carrera desarrolló durante más de cincuenta años, Tina recibió una mención de honor por parte del entonces presidente de Estados Unidos, George W. Bush.

En esa ocasión la cantante fue reconocida junto a otros grandes artistas, entre ellos Tony Bennett y Robert Redford.