Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Profunda reflexión de Celeste Cid en su cumpleaños: "No extraño nada mis ‘veintis’, era una bola de interrogantes tratando de hacer pie"

La actriz compartió con sus seguidores su forma de encarar esta nueva etapa de su vida tras recibir los 37. 

Profunda reflexión de Celeste Cid en el día de su cumpleaños (Foto: Instagram)
Profunda reflexión de Celeste Cid en el día de su cumpleaños (Foto: Instagram)

No es la primera vez que Celeste Cid comparte con sus seguidores sus sensaciones al cumplir un nuevo año de vida. Y esta no fue la excepción. Sin tapujos a la hora de volcar sus sentimientos, la actriz recibió los 37 y relató cómo se siente en esta nueva etapa.

“Justo en mi horario de cumple: 12.05. Hoy se festeja; más allá de ser un día especial, vienen siendo años muy especiales; me siento agradecida. Cuánto se dijo acerca de que las mujeres a los 20 están en su ‘mejor momento’. Cuánto hemos cargado, ¿no?”, comenzó diciendo Celeste en Instagram.

“(¿El ‘mejor momento’ de alguien se mide en la medida de cuán objeto consumible sea? Una vez más esa presión pisándonos la cabeza y el alma). No extraño nada mis ‘veintis’, era una bola de interrogantes tratando de hacer pie, observando un mundo que me parecía girar demasiado rápido”, agregó.

"Me siento así: despierta. Con menos prisa por llegar y más felicidad de estar. Atenta a dejar que me sorprenda una flor, un atardecer, una luna completa o una tormenta de nieve en otro país".

Además, reveló cómo se manejaría de tener esta sabiduría en aquella época: “Hoy me abrazaría y me diría ‘Sí. Estamos en un mundo que gira demasiado rápido, no sos vos la extraña, está bien que algunas cosas te parezcan raras, y está bien que no quieras acostumbrarte a eso’”.

“Cumplo 37, la cosa se pone cada vez mejor, más allá de los contextos o, quizá, ‘por’ esos contextos que son quienes nos impulsan, cambian y mantienen despiertos. Me siento así: despierta. Con menos prisa por llegar y más felicidad de estar. Atenta a dejar que me sorprenda una flor, un atardecer, una luna completa, una tormenta de nieve en otro país, pero que un poco también es mía. Y tuya... no importa donde vivas. Hay algo mágico en el sólo hecho de existir, deseo regalarme no olvidarlo”, cerró, a flor de piel.