Cómo cuidar las uñas de la mejor manera

Las uñas protegen los extremos sensibles de los dedos de las manos y de los pies, por lo que su cuidado debe ser parte esencial de nuestro cuidado diario. 

Cómo cuidar las uñas de la mejor manera
Cómo cuidar las uñas de la mejor manera

Para mantener las uñas sanas y bonitas es importante entender que tienen necesidades específicas. Al igual que el cabello, las uñas son un tipo de piel modificada y no cumplen únicamente funciones decorativas.

Las uñas protegen los extremos sensibles de los dedos de las manos y de los pies. Las uñas pueden ser indicadoras de la salud general de una persona y las enfermedades suelen afectar su apariencia.

Marta Moya, de Mia Cosmetics Paris, explicó que las uñas son endurecimientos de la zona córnea de la epidermis y tienen dos partes. Una visible, llamada cuerpo, y otra oculta, que es la raíz o matriz. La uña está compuesta esencialmente de queratina, que le da rigidez, y tiene un 5% de lípidos para mantener la elasticidad de la uña y la cohesión de las células.

Por su parte, Marta Sanabra de Freshly Cosmetics comentó que las uñas se ven afectadas por factores internos y externos que hacen que se debiliten, se manchen, o se vuelvan quebradizas y frágiles. Por ello es importante aplicar un tratamiento constante con ingredientes naturales que sean capaces de mejorar sus funciones para evitar la mala queratinización, la falta de vitaminas y la falta de hidratación.

Algunos alimentos ayudan a fortalecer las uñas. Moya recomienda una dieta adecuada y consumir alimentos ricos en los minerales de la belleza que son silicio, azufre, zinc y hierro.

¿Cuáles son los errores más comunes al cuidar las uñas?

Moya comenta que los errores más comunes son utilizar esmaltes de mala calidad, quitaesmalte muy agresivo con acetona y limar las uñas con limas metálicas muy duras en zig-zag haciendo que las uñas se abran en capas.

Y Sanabra recuerda la importancia de la hidratación. Cuando se aplica la crema de manos es necesario masajear el producto por las manos y en ningún momento evitar la zona de las uñas. Además, en épocas de frío no debemos escatimar en la periodicidad, aplicando las veces que sean necesarias mínimo 2 veces al día. También es muy importante evitar malos hábitos como morderse las uñas, cortar cutícula y usar productos con ingredientes pocos saludables".