Natalie Weber, esposa de Mauro Zárate, tras los incidentes en el River-Boca: "Pudo haber sido una tragedia"

La mujer del futbolista contó cómo vivió la agresión de hinchas de River al micro de Boca y cómo repercutió en su casa.

La palabra de Natalie Weber, esposa de Mauro Zárate, tras los incidentes en el Monumental

Fue contundente la crítica que expuso Marcelo Tinelli en ShowMatch el lunes, tras los graves incidentes del sábado, cuando hinchas de River agredieron salvajemente al micro de Boca, lastimando a varios jugadores, cuando se aproximaba al estadio Monumental para disputar la final de la Copa Libertadores.

En medio de la sentencia, el conductor aprovechó la presencia de Natalie Weber, mujer de Mauro Zárate, para saber cómo vivió lo sucedido el jugador de Boca: "Yo no sabía lo que estaba pasando, porque no estaba mirando la tele y me empezaron a llegar mensajes de familiares y amigos preguntándome si Mauro estaba bien. Ahí prendí la tele y vi lo que había pasado, pero él no tenía señal en el vestuario, así que no me pude comunicar con él como hasta las 6 y media de la tarde", comenzó diciendo la participante.

"Le pregunté a Mauro si estaba cortado y me dijo que él no pero que había otros jugadores que sí... pero que estaba medio descompuesto y con vómitos por el gas que llegó ingresar al micro. La verdad es que podía haber sido una tragedia lo que pasó".

"Después me pudo mandar un mensaje de texto diciéndome que estaba bien. Le pregunté si estaba cortado y me dijo que él no, pero que había otros jugadores que sí... pero que estaba medio descompuesto y con vómitos por el gas que llegó ingresar al micro", agregó.

Luego, expresó sus sensaciones tras el escándalo: "Se asustaron. La verdad es que podía haber sido una tragedia lo que pasó. Después volvieron a concentrar porque supuestamente iban a jugar al otro día y el domingo lo suspendieron 2 ó 3 horas antes. Ahí volvió para casa y estuvo un poco mareado hasta la noche".

"Mis hijos no estaban al tanto, traté de sacarlos y que no miren la tele porque me parecía que era algo innecesario que vean que el papá podría estar mal".

Por otro lado, la modelo dio detalles de cómo manejó la situación con Mía y Rocco, frutos de su relación con el deportista: "Mis hijos no estaban al tanto, traté de sacarlos y que no miren la tele porque me parecía que era algo innecesario que vean que el papá podría estar mal. Así que mis hijos no se enteraron y obviamente la familia de Mauro estaban preocupados, escribiéndome a ver cómo estaba él. Pudo haber sido una tragedia, pero gracias a Dios no lo fue".

El conductor le preguntó cómo estaba Mauro hoy, después de lo ocurrido, sobre la posibilidad de que haya una nueva fecha para la final: "No me dijo que no quería jugar la final ni mucho menos. Pero como espectadora, creo que se está viviendo muchísima violencia en el fútbol y que lo lindo ya lo apagaron y mataron. Lo lindo era poder disfrutar una final, que sea una fiesta para cualquiera de los dos equipos. Más allá de lo que decida la Conmebol, me parece que lo lindo ya se perdió. Ya no se vive más eso", cerró Natalie Weber.