Mariana Genesio Peña, la chica trans de El Marginal 2, contó su historia de amor con Nicolás Giacobone

La actriz que interpreta a la peluquera de la ficción reveló cómo surgió el flechazo con el guionista ganador del Oscar en 2015.

Mariana Genesio Peña y su romántica historia de amor con el cineasta Nicolás Giacobone

En mayo de 2015, Mariana Genesio Peña se hizo conocida el mundo entero cuando recorrió la alfombra roja de los premios Oscar de la mano de Nicolás Giacobone, quien ese año se alzó con la estatuilla en la categoría mejor guión original junto a Armando Bo por Birdman, la película que protagonizó Michael Keaton. Pasado el tiempo, la actriz trans se convirtió en una de las revelaciones de El Marginal 2, donde hace de peluquera en el pabellón de los convictos transgénero.

Así fue que, en una entrevista con Confrontados, contó que lo que en un primer momento se planteó como una participación para un sólo capítulo se extendió a lo largo de la serie, y además reflexionó sobre la problemática que afecta a las personas de su género: "Hoy en día los que más sufren son los hombres que están se enamoran de una chica trans. Es muy difícil para ellos blanquear esa relación, contarles a su familia. Todo por la sociedad, por los prejuicios".

"Nos conocimos en un bar, nos miramos y hubo electricidad. (...) Nos quedamos charlando toda la tarde. Esa noche tenía entradas para el teatro, fuimos y después lo llevé a mi departamento".

En ese marco, Mariana relató cómó se enamoraron con Nicolás hace 9 años y medio: “Nos conocimos en un café, estaba sentada en un lugar en el que nunca me había sentado en mi vida, pensando si volverme a mi córdoba natal o no. Él entró a preguntar una dirección, nunca en su vida fue a ese lugar. Estaba buscando una librería por la Calle Corrientes. Nos miramos, hubo una electricidad, salió del bar y a los dos minutos entró y pidió una mesa cerca de la mía. Nos miramos mucho, hasta que en un momento se hizo bastante incómodo tomó coraje, se acercó y me preguntó si estaba nerviosa. Le dije que sí. Nos quedamos charlando toda la tarde. Esa noche tenía entradas para el teatro, fuimos y después lo llevé a mi departamento. Al otro día fuimos al cine y nunca más nos separamos. Al mes me instalé en su departamento”.

"Apenas nos mudamos a su casa, al mes de conocernos, Nicolás me dijo que en ese momento no estaba preparado para contarle a su familia, o a sus íntimos".

Aunque no todo fue como un cuento de hadas: "Apenas nos mudamos me dijo que en ese momento no estaba preparado para contarle a su familia, o a sus íntimos. Pero fue de a poquito, primero conocí a su hermana, después a sus amigos. Era su primera relación con una chica trans, fue algo que lo tomó por sorpresa". En ese momento, Rodrigo Lussich indagó: “¿Él en su primera impresión te vio mujer, como todos? ¡Perdón que sea tan bruto! ¿Cómo fue? ¿El te lo preguntó, o vos se le dijiste que eras trans…?”. Entre risas y desprejuiciada, Mariana explicó: “¡Ja, ja! En ese momento no estaba tan sofisticada como ahora. No lo sé. Nunca se habló. Él lo único que me dijo que le llamó la atención fueron mis ojos, mi mirada. Después, a medida que empezamos a hablar le fue cayendo toda la información. Pero bueno, no se pudo resisitir”.

"En la primera cita nunca se habló de mi condición de género. Él lo único que me dijo fue que le llamaron la atención mis ojos, mi mirada. Después, a medida que empezamos a hablar le fue cayendo toda la información".

"Hay como una necesidad de poner rótulos, porque me preguntan si mi novio es gay. Pero no, no es gay, qué se yo. Tampoco tiene algo de malo que sea gay", concluyó Mariana Genesio Peña.