Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Mar Tarrés habló sobre la baja de presión que sufrió en el back de La Academia: "No había comido nada en todo el día"

La participante no pudo bailar y tuvo que ser atendida por el personal médico del programa.

Mar Tarrés se desmayó porque no había comido.
Mar Tarrés se desmayó porque no había comido.

Mientras Luciana Salazar y su hija Matilda se divertían en la pista de La Academia de ShowMatch (eltrece)Mar Tarrés tuvo que ser atendida por el personal médico que siempre está al pie del cañón por si a alguno de los participantes les pasa algo.

La modelo no pudo bailar porque le bajó la presión. Después del susto, contó qué le pasó y cómo se siente. "Sentí como si... No sé si fue hambre... Porque yo tengo hambre y me desmayo. Me bajó la presión... No sé... Me caía mal", contó en diálogo con Teleshow.

Aunque Mar no llegó a desmayarse, rápidamente debió ser asistida y estuvo un rato al costado de la pista. Para llevarles tranquilidad a sus seguidores, contó que ya se siente bien y explicó por qué cree que le bajó la presión.

"Me siento mejor. Contenta de que no entré y puedo ensayar más hasta el martes. No había comido nada en todo el día. Está mal. Me desperté. No desayuné. Salí a trabajar. No tuve tiempo de almorzar. Me vine para acá. Y en el momento que me iba a ir a comprar un tostado al bar, ya tenía que estar en el piso", contó.

Y remarcó que de haber comido, esto no le habría pasado: "Yo pensaba: ‘con 120 kilos que no coma un día, no me va a hacer nada’. Y evidentemente, sí. Me empezaron a dar cosas para comer y levanté. Un caramelito, una bebida energizante y varias cosas. Me vieron los médicos y me tomaron la presión. Era hambre... No me pasaba hace años. No sé si me paso alguna vez en la vida... Es que nunca no como. Me faltaba azúcar. Ahora me siento bien y genial que no bailé. Todos se quejan de no entrar. Pero yo estoy feliz de hoy no haber entrado porque son más días para ensayar”.

Más allá del susto, Mar se despidió buena onda y con el humor que la caracteriza: "La gorda tiene hambre y decae".

¡Qué susto!