Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

El insólito detalle que desató la furia de Nacha Guevara: "Se enojó mucho porque le mandamos un remisero sin corbata"

El productor enmascarado sorprendió en Hay que ver al dar a conocer una anécdota retro de la jurado de Cantando 2020.

El productor enmascarado y el insólito enojo retro de Nacha Guevara al asistir a un programa: "Le molestó muchísimo que le mandemos un remisero sin corbata"

En los últimos días, Nacha Guevara estuvo en boca de todos los medios por su tenso cruce con Laurita Fernández en la pista de Cantando 2020.

Y si bien en Hay que ver trataron el tema, la jurado se convirtió en un nuevo centro de debate luego de que el Gabriel Fernández -más conocido como El productor enmascarado- diera a conocer una anécdota retro con ella.

“El día que Alejandra Pradón tuvo un accidente en el balcón, Nacha Guevara estaba de invitada en nuestro programa cuando hacíamos ¿No será mucho? con Viviana Canosa. Con todo lo que había pasado, no le dimos mucha bola a la artista y en ese momento los programas duraban una hora no como ahora que duran más”, comenzó diciendo el productor al aire.

"En ese momento, a Nacha Guevara le había molestado muchísimo que le habíamos mandado un remisero que no tenía puesta una corbata. Recuerdo que se enojó mucho conmigo”.

“Yo recién arrancaba, así que fui a buscar a Nacha en la entrada y cuando bajó del taxi me trató de una forma especial. En ese momento, le había molestado muchísimo que le habíamos mandado un remisero que no tenía puesta una corbata. Recuerdo que se enojó mucho conmigo”, agregó, revelando el insólito motivo por el que la actriz volcó su malestar.

"Nacha me dijo que a una persona como ella la tiene que ir a buscar un remisero con corbata. Así voy a ir desenmascarando a todos los famosos que me tocó tratar. El remisero estaba prolijo igual".

Y cerró, sin filtro: “Nacha me dijo que a una persona como ella la tiene que ir a buscar un remisero con corbata. Así voy a ir desenmascarando a todos los famosos que me tocó tratar. El remisero estaba prolijo igual. Después se enojó porque la tuvimos poco tiempo al aire”.

¡Tremendo!