Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Griselda Siciliani rompió el silencio tras su separación de Suar: "Las razones son privadas e íntimas; a Adrián lo voy a querer toda la vida"

La actriz habló con Intrusos luego de confirmar su ruptura y desmintió rumores de terceros en discordia. Además, ¿hay posibilidad de reconciliación? 

Griselda Siciliani rompió el silencio tras su separación de Adrián Suar

Es un momento difícil para Adrián Suar (48) y Griselda Siciliani (38), quienes este fin de semana confirmaron su separación tras ocho años de relación y una hija en común, la pequeña Margarita (4).

A través de un comunicado, los actores dejaron en claro que su prioridad es preservar a la niña y el domingo se mostraron unidos durante un paseo familiar por Palermo.

En una extensa nota que le brindó a Alejandro Guatti, periodista de Intrusos, a la salida de las grabaciones de Educando a Nina, Griselda reiteró el buen vínculo que mantiene con Suar y también se refirió a los rumores que la vincularon sentimentalmente con Esteban Lamothe, su compañero de elenco.

-¿Por qué resolvieron hacer el comunicado oficial?

-Porque dijimos lo que había que decir, era lo que teníamos que decir y no tenemos mucho más que aclarar.

Griselda y los rumores que la vincularon a Lamothe: "No pasó nada. Esteban es un amigo, no sólo un compañero. Es un amigo de muchos años, como su mujer, Juli (Zylberberg). Es feo, no puedo hablar de eso porque me da pudor por mí y por ellos".

-También te relacionaron con tu compañero, Esteban Lamothe.

-Escuché un montón de cosas, otras no las escuché. Pero no, nada, nada, nada. Todo lo que tuvimos que decir con Adri lo dijimos en el comunicado, que es bastante claro y medio frío. Nos queremos mucho con Adrián, yo lo adoro, es el padre de mi hija, somos una familia y no tenemos mucho más que aclarar. No hay nada muy interesante, ni amarillo.

-¿Pero desmentís estas versiones?

-Por supuesto, por supuesto. No pasó nada. Esteban es un amigo, no sólo un compañero. Es un amigo de muchos años, como su mujer, Juli (Zylberberg). Es feo, no puedo hablar de eso porque me da pudor por mí y por ellos. Lo que es… es lo que es. Entiendo que es muy simple como para que sea interesante, pero cualquiera que tiene una pareja sabe que las cosas no siempre son tan amarillas, sino que a veces son más simples.

-Se habló de una guerra de canales.

-Cero. Todo cero. De verdad que está todo muy bien.

-También se habló de terceros por parte de Adrián, ¿esto fue así?

-Escuché varias cosas pero no tengo la menor idea, no sé.

"Las razones de la separación son privadas e íntimas. Me da mucha vergüenza hablar de mi vida así".

-¿Le preguntaste a él por este tema?

-No, para nada. Jamás le pregunto esas cosas. En diez años no le pregunté esas cosas. Lo adoro, es un ser increíble, es un padre maravilloso y lo voy a querer toda la vida.

-¿Qué pasó? Así no se especula.

-Las razones son privadas e íntimas. Me da mucha vergüenza hablar de mi vida así. Entiendo que ustedes hacen su trabajo con cariño y respeto, ¡pero no vengan todos los días!

-A algunos les llamó la atención que vos dejaste la casa y te fuiste a un departamento.

-No voy a decir nada de eso, perdón. Somos una familia y estamos muy bien. La pareja está pasando este momento pero nos queremos mucho.

-¿Hay posibilidad de reconciliación?

-No digo eso, estamos separados, es lo que comunicamos. Trato de agrandarles la nota pero no tengo más para decir.