Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Flor Jazmín Peña, íntima sobre su sexualidad: "Tuve que vencer el miedo a todo lo que conlleva salirse un poco de la norma"

La bailarina y campeona del Súper Bailando abrió su corazón y habló a fondo en una imperdible entrevista. 

Flor Jazmín Peña, íntima sobre su sexualidad (Foto: Web)
Flor Jazmín Peña, íntima sobre su sexualidad (Foto: Web)

Luego de que Florencia Jazmín Peña hablara abiertamente de su constado más íntimo en televisión, la bailarina volvió a profundizar en el tema y reconoció que no fue fácil el momento en el que se reunió con sus familiares para hablar de su bisexualidad.

"Mis papás no se lo esperaban y al principio les costó. También, verme en las notas o leer algún título llamativo. Pero una no puede controlar esas cosas cuando está expuesta. A veces chocamos por eso. Pero todo re bien con mis padres. Eso sí, hubo un familiar que se enojó conmigo y se alejó", confesó la campeona del Súper Bailando (que se llevó el título el año pasado junto a Nico Occhiato), en diálogo con Clarin.com.

"Mis papás no se lo esperaban y al principio les costó. También, verme en las notas o leer algún título llamativo. Eso sí, hubo un familiar que se enojó conmigo y se alejó".

Además, Flor expresó su profundo cariño hacia la escritora Magalí Tajes, quien fue su primera novia y con quien vivió los primeros días de cuarentena: "Nunca pensé que me iba enamorar de una mujer, pero me re mil enamoré. La veía en las redes y sabía que era una grosa. Un día me animé y la invité a tomar un fernet. Pensé que nunca me iba a responder el mensaje y a los minutos me contestó 'bueno, Florencia Jazmín, cuando tengas sed avisame y tomamos algo' . Casi me muero. Así nos conocimos".

"¿Si me había pasado que me gusten las mujeres? Sí, a los 19 años. Le dije a mi psicóloga 'me parece que me gustan las mujeres'. Y ella me contestó 'vos sos marcadamente heterosexual'. Creo que no quería sumar un problema más a la terapia. Así que dije 'okay'. Cada tanto iba a algún boliche gay, pero nunca le abrí la puerta a eso porque sabía que era para quilombo. Me dije ‘vamos a ser más simples y sigamos conociendo hombres", continuó.

"No está en mis planes ponerme de novia, me demanda mucha energía y tengo todo puesto en el trabajo".

Y añadió, a corazón abierto: "La verdad es que vine a romper un montón de estructuras y es un laburo re arduo. Será parte de mi misión en mi familia. Y tuve que vencer varios miedos como el miedo a fracasar, a querer ser artista. El miedo a todo lo que conlleva salirse un poco de la norma".

Por último, indagada por sus deseos de volver a tener una nueva historia de amor, Flor cerró: "No está en mis planes ponerme de novia, me demanda mucha energía y tengo todo puesto en el trabajo".