Mónica Antonópulos y el temor de ser la contrafigura de Giménez: "Tuve miedo de pararme delante del monumento que es Susana" - Ciudad Magazine

Mónica Antonópulos y el temor de ser la contrafigura de Giménez: "Tuve miedo de pararme delante del monumento que es Susana"

La actriz habló de su papel en Piel de Judas, que marcó el regreso de la diva al teatro luego de 24 años.

Mónica Antonópulos y el temor de ser la contrafigura de Giménez. (Foto: Web)

"Tenía miedo porque dije 'me van a odiar'. Me llevó mucho tiempo para que este personaje le falte el respeto a Su".

Y, finalmente, llegó el gran día. Luego de 24 años, Susana Giménez volvió al teatro en la calle Corrientes de la mano de Arturo Puig, director de Piel de Judas. La diva revolucionó el Lola Membrives, en un estreno repleto de famosos. Tras la ansiedad del debut, Mónica Antonópulos contó cómo es compartir el escenario con la conductora y habló del temor de ser la contrafigura de la estrella.

Tenía miedo porque dije 'me van a odiar', pero es un placer y me llevó mucho tiempo para que este personaje le falte el respeto y hubo algo personal que tuve que superar, por lo que genera Susana y en eso Arturo y Selva me ayudaron mucho. Tuve que atravesar muchas barreras personales para pararme delante de este monumento que es Susana”, aseguró la actriz, en una entrevista con Catalina Dlugi, en Agarrate Catalina, por La Once Diez.

"Viene Susana después de 24 años a hacer teatro y eso es un gran suceso. Se ha vivido así desde el primer momento".

“Estoy contenta de haber parido a Nicole en este proyecto que requiere mucho trabajo. Una obra de estas características con el antecedente de que la hizo Ana María Campoy requiere un respeto enorme y viene Susana Giménez después de 24 años a hacer teatro y eso es un gran suceso y se ha vivido así desde el primer momento, las primeras reuniones y ensayos”, agregó.

“El teatro es un estadio, te va cargando el ruido y uno tiene la suerte de tener el público de Susana que es súper divino, vienen a disfrutar, bien predispuesto y generoso”, completó Antonópulos, que compite en la obra con Giménez por el amor de Antonio Grimau. “La obra es divertida pero tiene una profundidad en lo que tiene que ver con esta disputa”, concluyó.

TE PUEDE INTERESAR