El destape hot de Natalia Franzoni, la movilera de Desayuno Americano: ¡mirá las fotos!

La joven modelo de 29 años le contó detalles de su vida a Ciudad.com. En pareja desde hace una década y madre de un niño de 5, reveló el secreto de su figura. ¡Conocela más!

Es una chica precoz, Natalia Franzoni. Y su energía avasallante se percibe tanto en sus móviles de Desayuno Americano como a través del teléfono. Esta joven modelo de 29 años, dueña de unas largas piernas y un cuerpo escultural gracias a su riguroso entrenamiento de yoga, conoció al amor de su vida a los 18 y, a los pocos meses, ya decidió apostar por la convivencia.

"Hago de todo, deporte a full, toda la vida. Hice gimnasia deportiva, artística, patín, natación, de todo... Ahora hago yoga hace siete años, te estiliza mucho".

El afortunado es el exfutbolista y periodista deportivo en el ciclo América & Closs, Mariano Juan (38), quien supo transpirar la camiseta argentina en la selección juvenil. Cuando surgió la posibilidad de jugar en el exterior, Natalia no dudó y armó las valijas para acompañar su por entonces novio en su derrotero por Europa. Allí, en tierras españolas fue donde Franzoni y Juan decidieron formalizar su amor como marido y mujer, cuando ella tenía 22 años.

“Estaba tomando algo en una heladería con un amigo, el cruzó a saludarlo y fue un flechazo. Me pidió el teléfono, hablamos como tres meses por teléfono, después nos vimos y no nos separamos más. Una gran historia de amor, no hay muchas así”, contó la joven a Ciudad.com. Dos años más tarde llegó Gonzalo (5), el primer hijo de la pareja. “Le gusta mucho actuar y hacemos videos muy divertidos. Me carga porque soy modelo, es muy payaso también”, aseguró.

En el plano profesional, Natalia (o Naty, como la llaman sus compañeros de América) comenzó a recorrer las pasarelas con tan sólo 17 años. Pero al poco tiempo, dio un salto a la publicidad, donde fue el rostro (¡y el cuerpo!) de grandes marcas como Avon. Incluso, grabó una recordada publicidad de agua mineral saborizada junto al humorista Yayo Guridi. Ahí fue donde le tomó el gusto a las cámaras y sacó a relucir su costado más histriónico. Eso, combinado por su pasión por la moda, la llevaron a la conducción de Glam&Music, un programa que líderó durante dos años y medio, por la pantalla del Canal de la Música.

Naty conoció al exfutbolista Mariano Juan a los 18 años. Meses más tarde apostaron a la convivencia y, a los 22, cuando vivían en España, se casaron. Dos años más tarde llegó Gonzalo, el primer hijo del matrimonio.

El destino quiso que se cruzara en diversos eventos con Pamela David, quien decidió recomendar su trabajo con su marido, Daniel Vila. El dueño del canal se acercó a pedirle su teléfono y, dos semanas más tarde, ya se había incorporado al ciclo de las mañanas de América. “No me lo esperaba la verdad, Pamela me dijo que fuera como soy, con buena onda y divertida. Estoy súper agradecida por la oportunidad, acá aprendí un montón de cosas porque es más versátil. Hay días que me toca hacerme la seria con una realidad súper fuerte y triste, y otros días hacer color en bikini en una pileta y matarme de risa”, explicó Franzoni.

Con medidas perfectas y una figura espigada, la cronista de Desayuno contó el secreto de su belleza. “Hago de todo, deporte a full, toda la vida. Hice gimnasia deportiva, gimnasia artística, patín, natación, fútbol, básquet, vóley, uff... Ahora hago yoga hace siete años, al gimnasio, la verdad que no voy. El yoga te estiliza mucho y tengo muy buena elongación. Soy buena para los deportes, cuando hacés desde chica es más fácil”, concluyó.

¡No te pierdas las fotos del destape de Naty Franzoni, la movilera de Desayuno americano!