Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

La fuerte autocrítica de José María Muscari por el escándalo con Luisa Kuliok: "Fallé bastante, nunca imaginé esto"

El director de Familia de mujeres escribió una carta, a propósito de los problemas ocurridos en su elenco.

La fuerte autocrítica de José María Muscari por el escándalo en Familia de mujeres. (Fotos: Web)
La fuerte autocrítica de José María Muscari por el escándalo en Familia de mujeres. (Fotos: Web)

El verano había comenzado tranquilo. El elenco de Familia de mujeres era ecléctico, pero Ernestina Pais, Hilda Bernard, Luisa Kuliok, Gladys Florimonte, Luisa Albinoni, Dalma Maradona, Barbie Vélez, Lola Stagnaro y Valentina Degano son grandes actrices y parecían llevarse muy bien, bajo la dirección de José María Muscari.

"Familia de mujeres tiene un elenco raro. Buenas minas, pero especiales. Algunas más falladas. Otras más enteras. Algunas más piolas. Otras más indeseables, pero ninguna realmente jodida (...) Fallé bastante. Me falló la percepción. Le erre en la puntería. No tuve buen tino en las elecciones. No supe combinar energías. No alquimicé como se debe. Fallé. No es trágico, pero es doloroso porque no me gusta fallar".

Sin embargo, en las últimas semanas Luisa Kuliok estalló en los medios y como corolario remató su furia, nada más y nada menos, que pegándole a Lola Stagnaro. Kuliok debía alejar a Colette (Lola) de un empujón, pero le cruzó la cara de un fuerte cachetazo.

Muscari, creador y director de la obra, hizo su autocrítica en su blog (mundomuscari.blogspot.com.ar), a través de una sentida carta: "Nunca imaginé dirigir una obra tan escandalosa. Nunca supuse que podía pasar. Creí que 3 mitades con el beso entre Moria Casán y Sofia Gala había sido el suceso más teatralmente mediático de mi carrera como director, pero no. Este verano mi Familia de mujeres me sorprendió. Para bien y para mal. Aún estoy incrédulo. Un poco decepcionado de mí mismo y mi mala puntería. De mis errores como hombre de teatro. Como director. Como creador. Siempre me jacté de que en mis elencos la gente se llevaba bien y siempre fue verdad. Bueno, en este caso no lo logré".

"Temas menores, frívolos, pequeños, varios desacuerdos, celos, batalla de ego, inseguridades de aprendizas y experimentadas, hicieron que yo perdiera la magia que significa la alegría de ser junto a Nazarena Vélez los artífices de una comedia diferente en Carlos Paz. El público la elige noche a noche a mi familia de minas. Mi obra fue tocada por la varita mágica de la elección, de manera continua, pareja, desde su estreno. Con lindas críticas las ovacionan cada noche. Pero mis actrices, además de ser muy efectivas en el escenario, son un poco dinamitadas al bajar de él. Un elenco raro. Buenas minas, pero especiales. Algunas más falladas. Otras más enteras. Algunas más piolas. Otras más indeseables, pero ninguna realmente jodida. Igualmente Familia de mujeres me genera una sensación alegremente triste. Cada vez que la veo, me río. Cuando veo el público en la sala soy feliz. Pero algo esta, estuvo y estará incompleto en mi felicidad total. Fallé bastante. Me falló la percepción. Le erre en la puntería. No tuve buen tino en las elecciones. No supe combinar energías. No alquimicé como se debe. Fallé. No es trágico, pero es doloroso porque no me gusta fallar, pero soy fallado. Esa es la verdad de la milanesa", concluyó Muscari.