Reese Witherspoon es amante de la lectura

"Me vuelvo loca en una biblioteca, hace que mi corazón lata con fuerza porque quiero comprar todo", señala la actriz.

Reese Witherspoon es amante de la lectura
Reese Witherspoon es amante de la lectura

Desde los 11 años de edad a Reese Witherspoon se le despertó el interés por la lectura. Todos los días revisaba libros, conocía historia y poco a poco se adentró en el mundo de la literatura.

Hoy en día, la exitosa actriz se devora de uno a dos libros cada semana para enriquecer sus conocimientos e incluso descubrir historias que pueda llevar a la gran pantalla.

Por ese apego a la lectura, a Witherspoon sus amigos la catalogan de "nerd come libros", pero ese no le incomoda."Me vuelvo loca en una biblioteca, hace que mi corazón lata con fuerza porque quiero comprar todo", señala la actriz.

Más allá de su pasión por la lectura, Reese Witherspoon se ha convertido en la actualidad en una de las creadoras de tendencias literarias más influyentes de Hollywood, una de las facetas más desconocidas de la intérprete de 42 años, de impactantes ojos azules y cabello rubio.

En su cuenta en la red social Instagram, donde cuenta con 5.8 millones de seguidores, Witherspoon publica gráficas de los libros que está leyendo, junto a la etiqueta #RWBookClub. 

Una vez que estas publicaciones se hacen virales, los libros se convierten en los más vendidos a través Amazon y de las listas del diario neoyorquino The New York Times.De esta forma muchas obras se han hecho famosas, después de que eran totalmente desconocidas.

En 2011, Reese adquirió los derechos de algunos de los libros. La actriz estaba frustrada de leer guiones donde los roles femeninos carecían de entidad. Fue entonces cuando su pareja Jim Toth le sugirió que buscara en los textos que leía personajes más complejos y los convirtiera en películas.

Con esa idea en mente, Witherspoon se asoció con la productora Bruna Papandrea y creó una productora independiente llamada  Pacific Standard, que se encarga de buscar los títulos literarios que pueden funcionar en pantalla.

Además de los derechos de Perdida, la actriz adquirió los de la biografía Alma salvaje y el escritor Nick Hornby adaptó el guion. En 2014 la misma Witherspoon protagonizó la película y fue nominada al Oscar como mejor intérprete. Sin duda, la carrera de la actriz sigue en ascenso.