Curiosidades de la serie boom de Netflix, La Casa de las Flores

 El show revivió el talentazo de celebridades de la TV latina, como Verónica Castro.

Curiosidades de la serie boom de Netflix, La Casa de las Flores
Curiosidades de la serie boom de Netflix, La Casa de las Flores

Ciertos críticos consideran que la serie de Netflix, La Casa de las Flores, posee uno que otro cliché de las eternas telenovelas mexicanas que, para sus seguidores, son encantadoras y únicas.

La producción relata con un humor negro la historia de la familia De La Mora, que encabeza la diva azteca Verónica Castro, seguida por Aislinn Derbez y Cecilia Suárez. A sus integrantes se les consideran personas disfuncionales, pero de buen estatus económico.

Con la muerte de uno de sus miembros en el primer episodio, comienzan los cambios de la trama, pero no precisamente para bien. Verán a continuación algunas curiosidades de este seriado de Netflix que no te podés perder.

Reincidencia

El director de La Casa de las Flores, Manolo Caro, ya había trabajado con Suárez, quien es como su musa. Sus colaboraciones se dieron en No sé si cortarme las venas o dejármelas largas (2013); Elvira, te daría mi vida pero la estoy usando (2014); y La vida inmoral de la pareja ideal (2016).

Llegó Verónica

Castro regresó a la pantalla chica después de una década. Se pensó que tendría aires de diva, pero no fue así. Derbez aseguró que su compañera de rodaje es la persona más humilde con quien ha compartido... y muy bromista.

Dirección

La rapidez y eficacia con la que Manolo controla la producción, sorprendió al reparto. Derbez confesó que si acaso ocurre algo durante las grabaciones, él nunca pierde el control, “sólo se ríe, cuenta un chiste y continúa”.

Nada de ensayos

“En la serie se ensaya mientras grabamos, Manolo no te pone a ensayar. Todo es muy espontáneo y la verdad es que yo estaba muy asustada”, contó Suárez a la prensa.

Producto del estilo de Manolo para dirigir, surgió la forma de hablar de Paulina De La Mora, que a medida en que pasaban los episodios, fue más exagerada, tanto que se creó un challenge para ver quiénes podían imitar su voz.

Gran regreso

Derbez y Suárez se habían dedicado al cine y a otras producciones apartadas de la pantalla chica. Este melodrama fue el reencuentro con sus raíces, lo que agradecieron de inmediato.

“Me encantó haber sido tomada en cuenta para este  interesante experimento”, señaló Derbez.