Yanina Latorre reveló el extremo recurso de Analía Franchín para ahorrar luz: "¡Imaginen lo miserable que es!"

La panelista de Los Ángeles de la Mañana mandó al frente a su amiga, esposa del millonario Sebastián Eskenazi.

Yanina Latorre reveló la fórmula de Analía Franchín para ahorrar electricidad: "Imaginen lo miserable que es"

Suele decirse que “el ahorro es la base de la fortuna”, algo de lo que pueden dar fe Analía Franchín (45) y Sebastián Eskenazi (54), según una insólita anécdota que contó Yanina Latorre (49). Amiga íntima de la esposa del millonario exaccionista y CEO de YPF, la panelista de Los Ángeles de la Mañana reveló la insólita y extrema fórmula que Analía adoptó para ahorrar en el consumo eléctrico de su mansión.

"¡Imaginate lo miserable que es Analía! les compró cascos con luces de minero a los choferes y guardaespaldas del marido. Tiene a los empleados de la casa con luces de mineros".

Todo vino a cuento de la polémica que se armó, luego de que se filtrara que Fabián Cubero y Nicole Neumann discutieron por quién de los dos debía afrontar el pago de la factura de luz que llegó a la casa de la modelo, ¡que ascendió a la friolera de 46.000 pesos! Como Andrea Taboada comentaba los reproches y sugerencias de Poroto a Nicole para que ahorre, Yanina remató: “Es primo hermano de Analía Franchín, que le ponga un casco con luz en la cabeza a las hijas”.

Ante las risas de desconcierto de sus compañeros, Latorre mandó al frente con pitos y cadenas a Franchín: “Como le vino mucho en la cuenta de luz, y no le vinieron 46.000 sino 10.000, ¡Imaginate lo miserable que es Analía! Les compró cascos con luces de minero a los choferes y guardaespaldas del marido. Tiene a los empleados de la casa con luces de mineros”. Perplejo, Ángel de Brito cuestionó: “¡Pero si ella se gasta 10.000 pesos en una remera!”.

Entonces, Yanina justificó a Analía: “Bueno, ella es así. Yo soy igual”. Filoso, el conductor disparó: “Es casi explotación lo que hacen ustedes. Son millonarios explotadores”.

Al final, Yanina Latorre explicó cuál fue el detonante para que Analía Franchín le prohíba a sus empleados encender las luces de los ambientes: “Como el chofer del marido encendía todas las luces del garaje para leer el diario, le dijo que no. Casquito y lucesita para que le ilumine el diario y las luces apagadas. Así fue ahorrando”.

¿No será mucho?