Yanina Latorre, dura con Flavio Mendoza tras el fuerte cruce en vivo: "Es desubicado, misógino y maltratador"

La panelista hizo un descargo contra su compañero de Los Especialistas del Show, después de su escandalosa discusión.

Yanina Latorre con los tacos de punta contra Flavio Mendoza después de la fuerte discusión en vivo

La tensión que se vivió el miércoles en el estudio de Los Especialistas del Show, cuando Yanina Latorre (49) protagonizó una acalorada discusión en vivo con Flavio Mendoza (43) continúa al rojo vivo. Pasado la polémica, la periodista se refirió al episodio en Los Ángeles de la Mañana y se quejó de la actitud de su compañero de mencionar el escándalo de Diego Latorre con Natacha Jaitt.

“Flavio me tiró con una cosa de la que fui víctima el año pasado que está más que hablada, que yo no hice, que no soy responsable y no tengo la culpa. En ese momento, ¿qué voy a hacer? No hay debate, porque si cada vez que vamos a hablar de Cinthia Fernández, Matías Defederico o de Laurita Fernández, o de lo que sea, me van a tirar que me metieron los cuernos, no laburo nunca más”, repudió Yanina. Acto seguido resumió lo que piensa de Flavio: “Es un desubicado, es un misógino y maltratador”.

Más tarde, Latorre se refirió al reciente exabrupto de Mendoza en Twitter contra los responsables de un local gastronómico: “Yo lo leí la semana pasada hablar de los empleados de una pizzería y decir que eran unos extranjeros, unos patas sucias. Entonces, tiene un problema con la discriminación. Cree que si no fuiste a un reality como el Bailando, porque él se hizo famoso en el Bailando, no sos”.

"En el corte no se acercó ni nada, creo que se sintió incómodo. Al aire me pidió disculpas, pero no se las tomé porque no sé si son sentidas o porque alguien le dijo que estuvo mal".

Sobre el final de su descargo, Yanina Latorre reveló lo que pasó fuera del aire tras su cruce con Flavio Mendoza: “En el corte no se acercó ni nada, creo que se sintió incómodo. Al aire me pidió disculpas, pero no se las tomé porque no sé si son sentidas o porque alguien le dijo que estuvo mal. Es muy difícil trabajar con alguien con el que si vas a discutir te va a agredir con tu vida o tu pasado. Que me agreda con algo mío, no con algo que haya hecho Diego porque no tengo manera de defenderme, que me diga que soy mala profesional. Pero yo estoy laburando de algo que es mi oficio y se ve que no es el de él. Yo nunca me metí en si lo engañaron o con su novio. Si hubieran sido disculpas sinceras, después me hubiera llamado por teléfono, porque fue muy duro”.

Como si fuera poco, concluyó con un dato picante: “Hablé re bien con el Chato Prada y Federico Hoppe, me pidieron disculpas y me siguen llamando para que no me vaya del programa. ¿Si pienso en irme? No sé, yo soy re rencorosa y lo asumo. Lo voy a mirar y lo voy a odiar hasta que me muera”.