El sincericidio del Dipy sobre el comienzo del escándalo de Mariana Diarco con el Pocho Lavezzi: "Esto lo hicimos buscando prensa, obvio"

El novio de la vedette la defendió públicamente, pero reconoció cómo se originó el explosivo conflicto con el futbolista el año pasado. 

El sincericidio del Dipy sobre el escándalo con el Pocho Lavezzi

El escándalo que tiene a Ezequiel “Pocho” Lavezzi, Mariana Diarco y El Dipy como protagonistas, continúa. El miércoles, la vedette se descompensó en vivo durante su visita a Intrusos por supuestas amenazas telefónicas recibidas mientras hablaba de los videos prohibidos que -según aseguró- le habría enviado el futbolista, y al día siguiente su novio fue al programa de América para defenderla públicamente.

“Cuando se meten con la familia de uno, te salta el indio. Lo que pasó ayer no se lo deseo a nadie”, aseguró el Dipy sobre el misterioso llamado que recibió Diarco y que tanto la alteró, provocándole un ataque de nervios frente a cámaras.

"Chicos, el año pasado cuando estuvimos los dos acá, nos preguntaron ‘¿están buscando prensa?”. Sí, ¡obvio que sí!", dijo El Dipy sobre el comienzo del escándalo con Lavezzi en septiembre de 2014.

Marcelo Polino -a cargo de la conducción de Intrusos mientras Jorge Rial vacaciona junto a Agustina Kämpfer en Europa- le dijo con sinceridad: “Tengo la sensación, y te lo digo con respeto, que esto se les fue de la mano. Al principio quisieron buscar un rebotecito mediático de una situación con un futbolista y se metieron en un lío tremendo”.

Entonces, el cantante de cumbia reconoció sobre este explosivo conflicto con Lavezzi, que comenzó en septiembre de 2014 cuando Diarco acusó al jugador de perseguirla: “Chicos, el año pasado cuando estuvimos los dos acá, nos preguntaron ‘¿están buscando prensa?”. Sí, ¡obvio que sí!”.

Acto seguido, el Dipy se justificó: “Porque él no se calmaba. Creo que él no se da cuenta de la magnitud de quién es. Porque si una mujer se sienta acá y te prende fuego en vivo, decís ‘no le escribo más’.  Pasaron diez meses, ¡y volvió! No es que volvió escribiendo, volvió con skype y más. ¡No se puede creer!”, aseguró indignado.