Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Pamela David y su fuerte cuestionamiento a la TV en pandemia: "No me hubiera perdonado exponer a mis hijos"

Tras su salida de América, la conductora fue crítica sobre lo que se ve en la pantalla en la actualidad.

Pamela habló de la televisión en tiempos de pandemia.
Pamela habló de la televisión en tiempos de pandemia.

En diciembre del año pasado, Pamela David se despidió de su programa en América. Y considerando lo que se vendría en 2020 con la pandemia, podría decirse que fue toda una visionaria. Porque apenas se bajó del ciclo, la conductora puso toda su energía en Pam Live, un programa que conduce en las redes y que la tiene de lo más entusiasmada, trabajando de un modo diferente a como venía acostumbrada. 

Desde esta perspectiva fue que habló con Mitre Live, donde cuestionó lo que se ve actualmente en pantalla en estos días signados por el coronavirus.

“Estoy afectada como todos. Agradecida porque Dios me iluminó cuando dejé el programa el año pasado".
“Estoy afectada como todos. Agradecida porque Dios me iluminó cuando dejé el programa el año pasado. No me hubiera perdonado exponer a mis hijos como mucha gente lo hace en la televisión porque se considera esencial”, le dijo a Juan Etchegoyen, antes de admitir que, de haber seguido Pamela a la tarde, no lo podría haber dejado. 

“Para mí esenciales son mis hijos, mi familia, mi marido. Hubiera sido un compromiso horrible o hacerlo con pocas ganas“, aclaró.

"No me hubiera perdonado exponer a mis hijos como mucha gente lo hace en la televisión porque se considera esencial”.
En cuanto a su alejamiento del medio, David reconoció que extraña "lo humano”. “Extraño a mis compañeros”, señaló, nostálgica de las “juntadas” y las amistades que surgieron en el trabajo. “No desarmamos los grupos de WhatsApp. Hoy con Carlos Monti nos escribimos”, contó. 

“En mi casa está el televisor prendido por una cuestión de trabajo de Daniel. Pero trato de no ver y no consumir malas noticias, para no envenenarme”, dijo. Y lamentó que hoy no se cuenten buenas noticias en la tele. 

"Trato de no ver televisión y de no consumir malas noticias, para no envenenarme. No necesito la repetición del jubilado que mató al ladrón".
Sin embargo, aseguró que se mantiene informada a través de los diarios. “No necesito la repetición del jubilado que mató al ladrón. Ya pasó; es muy triste, tristísimo. Pero, ¿hasta cuándo?”, planteó.

Consciente del poder de la televisión, Pamela rescató “su fuerza, su llegada”, y el hecho de que es un medio que acompaña. 

Y sentenció: “Si se usara para el bien, en vez de para el mal, tendríamos un mundo mejor“.