Nicolás Cabré y una emotiva anécdota que conmovió a todos en la mesa de Mirtha Legrand

El actor recordó una escena que vivió con su padre, Norberto, quien murió en agosto de 2014. El video.

La anécdota de Nicolás Cabré que conmovió a todos en la mesa de Mirtha Legrand

La muerte de su padre lo cambió y él es el primero en decirlo. En agosto de 2014, Norberto sufrió un paro cardíaco cuando lavaba su auto y, desde entonces, Nicolás Cabré decidió dar un vuelco en su vida y concentrar sus energías en lo más importante: su hija, Rufina.

Invitado a la mesa de Mirtha Legrand, el actor de El quilombero conmovió a todos los presentes con una emotiva anécdota. “Mi viejo me enseñó mucho. Yo empecé a trabajar desde muy chico y no sabía qué se hacía con la plata que ganaba. Hasta que un día mi papá me dijo 'vamos a ver un departamento, para que vos compres'. Ahí descubrí que todo el dinero que mis padres recibían por mi trabajo, lo guardaban. Esos son las cosas que hoy agradezco. Son los valores que me dejaron", comenzó el joven y habló de su padre, que se ganaba la vida como taxista.

"Mi papá un día cambió el auto, que era un auto normal y que usaba para trabajar. Me mostró el estéreo con una alegría, con tanta felicidad, que descubrí que yo nunca había logrado tener esa cara de alegría".

“Mi papá no me pedía nada. Y aún necesitando, no me pedía nada. La primera vez que sintió que no tenía salida y me tuvo que pedir, se le rompió el corazón. Cuento siempre una anécdota de mi papá. Yo siempre tuve mis autos, me di mis gustos. Y él un día cambió el auto, que era un auto normal y que usaba para trabajar, me lo estaba enseñando y me mostró el estéreo. Yo lo miraba y no me sorprendía. Me lo mostró con una alegría, con tanta felicidad, que descubrí que yo nunca había logrado tener esa cara de alegría", explicó.

Mucho tiempo busqué tener esa misma felicidad. La busqué mucho y no lograba conseguirla. Hoy con mi hija lo consigo con pequeñas cosas, con un abrazo, con un 'gracias papá'", concluyó con la voz quebrada el actor. “¡Me hacés llorar!”, le dijo Mirtha, conmovida, al igual que Arturo Puig, Guillermo Francella y el resto de los invitados.