La millonaria demanda de Roberto Pettinato

La millonaria demanda de Roberto Pettinato
La millonaria demanda de Roberto Pettinato

Despúes de décadas al frente de distintos programas de teve, Roberto Pettinato fue marginado del medio tras varias declaraciones de mujeres que lo acusaban de acosador sexual. Ahora, el conductor acciona legalmente contra distintas empresas periodísticas, pero especialmente contra la señal América, responsabilizándolos de una campana difamatoria.

Todo había comenzado cuando Pettinato dijo (al diario Perfil) sobre el caso de Calu Rivero y Juan Darthés: "A veces pienso que el acoso sucede porque la otra persona tarda mucho tiempo en decirte que no quiere coger con vos. Si la otra persona lo dijera rápidamente, el 50% de los hombres se achicarían".

El animador inició una demanda millonaria por "daños y perjuicios" contra América TV y la empresa Jotax (productora de Pamela a la Tarde), que según relata el abogado ocasionaron una gran perdida económica y de prestigio, difundiendo falsas acusaciones de maltrato y acoso sexual vertidos en diferentes ciclos, entre enero y mayo del corriente.

Eso disparo la bronca de muchas excompañeras que salieron a contar sus padecimientos como acosadas y maltratadas, por el exconductor de TVR. Tanto Karina Mazzoco, Carmela Bárbaro, como Josefina Pouso, hicieron un descargo pormenorizado de lo que habían atravesado trabajando con él. "El caso Petinatto" fue un rebote del escándalo con Ari Paluch, que sí fue denunciado por una microfonista ante el sindicato correspondiente.

Ahora, bajo el patrocinio del letrado Agustín Guiman, el animador inició una demanda millonaria por "daños y perjuicios" contra América TV y la empresa Jotax (productora de Pamela a la Tarde), que según relata el abogado ocasionaron una gran perdida económica y de prestigio, difundiendo falsas acusaciones de maltrato y acoso sexual vertidos en diferentes ciclos, entre enero y mayo del corriente.

Este reclamo incluye pérdida de chance, lucro cesante por futuros trabajos en los próximos diez años y, lo que exigen, son quince millones de pesos. Ya hubo dos mediaciones y, al no llegar a un acuerdo, se inicio el juicio civil, que incluye el agravante de tener hijos menores de edad, que padecieron la supuesta campaña.