Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

María Belén Ludueña rompió en llanto en La noche de Mirtha: "Estar acá es un gran reconocimiento a todo lo que trabajé"

La periodista, que asistió al programa junto a su pareja Jorge Macri, no pudo evitar quebrarse en medio de la transmisión. 

María Belén Ludueña quebró en llanto en La noche de Mirtha: "Me emociono porque estar acá es un gran reconocimiento a todo lo que trabajé"

No fue un aniversario más el que celebraron María Belén Ludueña y Jorge Macri. En esta oportunidad, la periodista y el intendente de Vicente López brindaron en La noche de Mirtha junto a Juana Viale y el resto de los comensales.

Y en medio de la entrevista, Ludueña -que todas las mañanas está con Antonio Laje en Buenos días, América por América- no pudo evitar conmoverse con una pregunta de la conductora: “Suponte que tu pareja sale electo gobernador, ¿vos abandonarías tu cargo de periodista?”, indagó Juana. A lo que María Belén, que es oriunda de Mar del Plata, no dudó: “No, de ninguna manera porque es un camino largo, de esfuerzo y llegar a Buenos Aires también me hizo muy bien”.

"De ninguna manera abandonaría mi profesión porque es un camino largo, de esfuerzo. Me emociono porque estuve muchos años trabajando en Mar del Plata y para mí estar acá es un gran reconocimiento a todo lo que trabajé".

En ese momento, invadida por la emoción, la invitada rompió en llanto y siguió: “Me emociono porque estuve muchos años trabajando en Mar del Plata y para mí estar acá es un gran reconocimiento a todo lo que trabajé. Y soy llorona. Pero bueno, viste que en pandemia afloran los sentimientos”.

“Trabajo desde que tengo 19 años, así que no abandonaría jamás mi sueño. Me río y lloro como cualquier persona”, agregó, tratando de ponerle humor a la situación.

Por último, tras escucharla, Jorge cerró con unas cálidas palabras para su novia: “Extraña mucho a su familia de Mar del Plata. (Que deje la profesión) es algo que no se lo pediría jamás porque no hay nada peor que estar con alguien que no es feliz. Uno de los atractivos que tiene el otro es la felicidad, la capacidad de superarse, de emprender. No podés querer a alguien y después mutilarle lo que disfruta. Una de las cosas que máa amo en ella es eso, que emprende”.