Luisana Lopilato contó el secreto para superar la distancia con Michael Bublé: "Todas las noches dormimos con la computadora prendida"

La actriz visitó a Susana Giménez, reveló detalles de su vida familiar y su marido la sorprendió con un mensaje romántico. 

Luisana Lopilato y su divertida visita a Susana Giménez

Enfundada en un vestido rojo divino -que marcaba su increíble silueta a ocho meses de ser mamá- y luciendo su renovado look, Luisana Lopilato fue la invitada estrella de este domingo en el programa de Susana Giménez.

En una divertida charla con la conductora, Luisana contó cómo hace para superar la distancia con su marido, Michael Bublé, cuando ella se encuentra en nuestro país y él en Canadá: “Todas las noches dormimos con la computadora prendida. Dormimos como si estuviéramos juntos. Ayer él se quedó con los chicos vía skype, que salí con unas amigas, y me preguntaba cuándo volví a que Noah no se dormía y hay cinco horas de diferencia. Dejamos la computadora prendida, pasamos y nos saludamos. Es lo mejor para no sentir la distancia”.

Michael sorprendió a Lopilato con un mensaje: "Luisana, eres lo mejor de mí. No hay otro ser humano en el mundo que me pueda dar todo lo que vos me diste. ¿Esos niños? Gracias a Dios por vos. Sos tan hermosa e hiciste a esos dos hombrecitos y son iguales a mamá".

La actriz también contó que tiene ganas de sumar una niña a la familia que formó con Bublé, Noah (3) y el pequeño Elías (8 meses): “Nos encantaría tener una nena. Pero por ahora estamos durmiendo los cuatro en la cama si bien Noah duerme en su habitación, pero después se pasa. Si pudiera, me encantaría tener diez hijos porque me encantan las familias grandes. Pero tal vez uno más…”.

Susana sorprendió a Luisana con un saludo súper romántico de Michael desde Londres, donde el cantante está grabando su nuevo disco: “Luisana, eres lo mejor de mí. No hay otro ser humano en el mundo que me pueda dar todo lo que vos me diste. ¿Esos niños? Gracias a Dios por vos. Sos tan hermosa e hiciste a esos dos hombrecitos y son iguales a mamá. Te amo, nena. Estoy muy orgulloso de vos, de la persona que sos, de la persona en la que te convertiste, que siempre has sido y siempre serás. Te amo”. ¡Un tierno!