Luifa se quebró porque no veía a su hija hace 93 días y Gran Hermano los reencontró: ¡mirá la emotiva reacción de la nena!

El cordobés entró en crisis durante la semana porque extrañaba a su hija Lola y en la gala recibió la mejor sorpresa. ¡El momento!

El reencuentro de Luifa con su hija en la casa de Gran Hermano 2016

"Tengo miedo que al salir no me reconozca, que no se acuerde de mí", lanzó Luifa en el confesionario de Gran Hermano 2016, cubierto de lágrimas, en crisis porque extrañaba a su hija Lola (2). Por ese motivo la producción le preparó el reencuentro con su hija, en una gala en la que apenas entró Jorge Rial, el cordobés volvió a quebrarse.

"Hoy hace 63 días que estoy en la casa y hace 93 días que no veo a mi hija. Yo un mes antes tuve un problema con la madre y después de ese día no la vi más. Mi miedo era volver a verla y que no me conozca".

Unos minutos antes de volver a ver a su hija, Luifa rompió en llanto en el vivo del ciclo: "Hoy hace 63 días que estoy en la casa y hace 93 días que no veo a mi hija. Yo un mes antes tuve un problema con la madre y después de ese día no la vi más. Se me hace difícil y mi miedo era volver a verla y que no me conozco, que se haya olvidado de mí", dijo, sin saber lo que se venía. 

Dentro del SUM, Lola lo estaba esperando y apenas entró Luifa corrió a sus brazos al grito de "¡papi!". "Hola, hija", exclamó el cordobés mientras abrazaba y mimaba a su hija en el salón, en el que habían dispuesto juegos para que puedan aprovechar aún más su reencuentro.

La producción hizo una concesión y permitió que todos los compañeros de Luifa conozcan a su hija. Y por supuesto, la simpática hija del futbolista conquistó a los hermanitos como a todo el público. El momento más duro llegó en la despedida, que como toda despedida, no fue nada fácil.

¡Mirá el emotivo reencuentro en Gran Hermano 2016 de Luifa con su hija!