Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Laurita Fernández contó el motivo por el que no quiere ponerse de novia con Fede Bal: "No podría porque está de temporada y sale todas las noches, es muy difícil armar una relación así"

La bailarina y panelista le dijo en la cara a su compañero las razones por las que no imagina una relación con él. 

Laurita Fernández enumeró los motivos por los que no saldría con Fede Bal

Los rumores siguen y siguen. La declaración de amor de Fede Bal a Laurita Fernández y las idas y vueltas cómplices entre los jóvenes, llevaron a muchos a pensar que la confirmación del romance estaba a tan sólo unos pasos. Pero no. 

"Hablando en serio, no podría estar con él... con todo lo que lo quiero. Mirá, está de temporada y es un chico que sale todas las noches...no sé, es muy difícil establecer una relación, más allá de que me gusta la libertad".

Esta vez, sin dar vueltas, la panelista de Los Ángeles de la Mañana contó los motivos por los que no podría ir un paso más en su relación de amistad con Fede. Todo, con Bal escuchando desde un móvil en Carlos Paz: "De verdad, hablando en serio, no podría estar con él... con todo lo que lo quiero. Mirá, está de temporada y es un chico que sale todas las noches... No sé, es muy difícil establecer una relación, más allá de que me gusta la libertad. Yo no podría armar una relación así”, expresó la bailarina en el programa mañanero de eltrece.

“No sé cómo seríamos Fede y yo en una relación. Como compañeros y en el laburo,  fluímos y está buenísimo... El amor es otra cosa, no sé cómo seríamos. De hecho, nunca me permití imaginármelo por todo lo que me pasó el año pasado. Y digo, tal vez duraríamos un mes o una semana", agregó. 

"Me parece que para probar se necesita tiempo, y son cosas que no se piensan, se viven y se sienten. Tampoco él me propuso nada".

Luego, ante la pregunta de Ángel de Brito sobre si la rubia fanataseó con la posibilidad de formalizar con el hijo de Carmen Barbieri, Laurita Fernández respondió: "Y cuando te ves todos los días, no. Me parece que para probar se necesita tiempo, y son cosas que no se piensan, se viven y se sienten. Tampoco él me propuso nada. Hay que dejar fluir y ver lo que uno siente y lo que uno vive, pero compartiendo momentos, nada más".