Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Guillermina Valdés recordó la charla que tuvo con su hija Paloma cuando le contó que es gay: "Le dije 'presentame a quien sea tu amor'"

La actriz reveló la profunda conversación que tuvo con su hija con Sebastián Ortega a sus 16 años sobre su sexualidad.

Guillermina Valdés contó la charla que tuvo con su hija Paloma cuando le contó que es gay.
Guillermina Valdés contó la charla que tuvo con su hija Paloma cuando le contó que es gay.

De regreso de su viaje a Londres con sus hijasPaloma y Helena OrtegaGuillermina Valdés habló de la crianza de "Palo", que se quedó viviendo en Europa para trabajar como modelo.

Por primera vez, contó que a los 16 años su hija le contó que es gay y que en la charla la vio angustiada, por lo que le dejó bien en claro que siempre estaría a su lado.

"Ni siquiera soy pro diversidad, porque no registro las diferencias", fue lo primero que Guille dijo en diálogo con Teleshow con respecto a este tema.

Acto seguido, relató la profunda charla que tuvo con su hija.

ASÍ FUE LA CHARLA DE GUILLERMINA VALDÉS Y PALOMA ORTEGA

"Me lo contó llorando, con angustia, y después se quedó encerrada en su cuarto durante un tiempo. En un primer instante fue tremendo porque yo no lo imaginaba. Pensé: `¡Ay, qué mal! ¡¿Cómo no me di cuenta?! Qué dormidita...’. ¡¿Qué le pasa, señora....?!”, recordó Guillermina.

Y recordó qué le contestó a su hija: "La vi angustiada y le dije: ´Palo, contá conmigo para lo que sea´. Y ahí fuimos a ver a la psicóloga, pero no porque estuviese mal lo que me había contado, sino buscando que ella estuviese bien. En realidad ya estaba bien, pero debe haber sido difícil decírmelo".

"Me lo contó llorando, con angustia, y después se quedó encerrada en su cuarto durante un tiempo. En un primer instante fue tremendo porque yo no lo imaginaba. Pensé: `¡Ay, qué mal! ¡¿Cómo no me di cuenta?! Qué dormidita...’. ¡¿Qué le pasa, señora....?!".

Antes de cerrar, Guille remarcó que desde el primer momento le aclaró a su hija que la apoyaría incondicionalmente.

"Para mí fue un: ´Bueno, okey. ¿Estás bien? ¿Qué necesitás? Presentame a quien sea tu amor cuando venga... Está todo bien’. Como mamá no hay mucho más que hacer que acompañar y pretender que sean felices", cerró, contundente.