Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Florencia Peña y su vuelta a la TV con Flor de equipo: "Nada me ilusiona más que ir en busca del riesgo"

Florencia Peña, lista para el gran debut de Flor de equipo: Nada me ilusiona más que ir en busca del riesgo
Florencia Peña, lista para el gran debut de Flor de equipo: Nada me ilusiona más que ir en busca del riesgo

La conductora habló con Ciudad sobre su regreso a la tele. Su reencuentro con Polino, la competencia con De Brito, y su vuelta al ruedo tras la muerte de su padre.

Son muy pocas las personas que, como Florencia Peña (45), pueden sobresalir en (casi) todo lo que hacen, y eso la convierte en un única. Ya sea como artista, carrera para lo que se preparó desde la cuna, inició con tan solo 7 años y luego brilló cuando debutó en Festilindo. O más reciente en el tiempo como jurado del Bailando. Pasando por memorables personajes en Son de Diez, la súper popular Moni Argento en Casados con Hijos, o el suceso de un musical como Cabaret en el teatro.

Con algunos sinsabores en el medio, lógicos por sus 38 años de estrellato y vigencia, Florencia volvió a mutar de piel y ahora regresará a la televisión con programa propio. Se trata de Flor de equipo, que debuta el lunes a las 11.30 por Telefe, donde estará acompañada por Marcelo Polino como el Embajador de Masterchef Celebrity; Campi y Jorgelina Aruzzi como humoristas; Nancy Pazos con la información política; Paulo Kablan al mando de los temas policiales; y el aporte periodístico de Noe Antonelli.

"Yo celebro poder empezar un programa de estas características, con esta producción y esta apuesta en un contexto como el actual. Pensé que no lo íbamos a lograr".

Como si fuera poco, También habrá espacio para la cocina con las recetas de Karina Gao y móviles en vivo. “Había una intención de empezar antes, pero no se pudo por los contagios, temas de escenografía. Cuestiones que exceden a una situación normal, son retrasos lógicos por el momento que estamos viviendo. Yo celebro poder empezar un programa de estas características, con esta producción y esta apuesta en un contexto como el actual. Pensé que no lo íbamos a lograr. El canal hace una apuesta fuerte y en un momento como este, una apuesta así se celebra", afirma Florencia en una nota con Ciudad.

La conducción es un rol que conoce como pocas, ya que tiene diez programas propios realizados en sus espaldas. Sin embargo, esta vez Peña no solo tratará de acompañar y entretener como en sus recordados ciclos junto a Marley, sino que además se meterá de lleno y sin pruritos en el dato duro de la realidad política y los casos policiales que indignan a los argentinos.

"Todo lo que soy va a estar en el programa porque además saben que soy una persona que expreso mis ideas, no es que no se sabe qué pienso o que soy tímida".

“Cuando hice el reemplazo de Verónica Lozano en Cortá por Lozano en el verano en febrero (N del R: cubrió las dos semanas de las vacaciones de Vero) pasé por todo tipo de temas, también estaba Paulo en el staff. El programa de Vero también tiene un poco de eso de la entrevista, pero también tiene los temas complejos de la realidad. Medio que ahí ensayé algo que no sabía que me iba a suceder, pero que fue muy bien recibido por la gente, y ni hablar por Telefe que se la jugó. Yo siempre que hice conducción lo hice desde un lugar enteramente político desde el humor, ya sea con juegos de palabras o con el programa que hice con Marley. Pero es la primera vez que voy a hacer todo junto en un programa, donde voy a pasar por diferentes estados”, analiza Flor desde los estudios.

-¿Estás preparada para el desafío y las repercusiones?

-Un poco tiene que ver con cómo soy yo. Quizá la gente necesita encasillar desde un lugar, que sos seria o graciosa, y nos soy todo el tiempo ni lo uno ni lo otro. Todo lo que soy va a estar en el programa porque además saben que soy una persona que expreso mis ideas, no es que no se sabe qué pienso o que soy tímida. Todo lo contrario, creo que me he metido más en problemas por decir lo que pienso que por no decirlo. Toda esa mirada que tengo sobre el mundo, sobre la vida y diferentes temas va a estar puesta, y también va a estar la mirada de quienes me acompañan, que seguramente no sea igual a mí. Y me parece que eso es lo rico, tener un equipo de gente con el que se pueda debatir ideas, que no solo haya una idea o mirada.

"Yo lo adoro a Polino porque nos conocemos desde que somos muy chicos. Tenemos la virtud de reconocernos en tantos años de laburo, querernos, respetarnos y divertirnos".

-En el programa también van a tener la cobertura de MasterChef Celebrity con Marcelo Polino de embajador.

-También. MasterChef está muy fuerte en este momento y nos vamos a hacer eco de esto porque es lo que le pasa al canal. El programa está buenísimo, es una bomba. Nos vamos a dedicar a habalar de eso, con nuestro embajador, Poli.

-¿Estás contenta de volver a compartir trabajo con Marcelo después de estar juntos en el jurado del Bailando?

-Estoy feliz. Ya estuvimos en algunos ensayos del programa. Yo lo adoro a Poli porque nos conocemos desde que somos muy chicos. Tenemos la virtud de reconocernos en tantos años de laburo, querernos, respetarnos y divertirnos, pero sobre todo mucho juntos. Así que estoy recontra mil contenta de que esté. Y todo el staff del programa me parece un grupo de gente muy sólida, muy fuertes. Me encanta porque los grupos de gente talentosa siempre tiran para arriba. A mí me gusta tener compañeros que te ayuden a estar mejor y que me exijan estar a la altura. Y es lo que pasa con Flor de equipo.

"Me parece que el programa de Ángel de Brito y el mío son dos cosas muy distintas y eso está bueno. Creo que va a haber para los dos públicos, porque lo nuestro es más actualidad, un magazine, vamos a tener cocina, mucho humor".

-¿Cómo palpitás la competencia con Los Ángeles de la Mañana de De Brito?

-Son gajes del oficio. Me parece que el programa de él y el mío son dos cosas muy distintas y eso está bueno. Creo que va a haber para los dos públicos, porque lo nuestro es más actualidad, un magazine, vamos a tener cocina, mucho humor con Campi y Jorgelina Aruzzi. Son dos cosas muy distintas y me parece que hay para todos los gustos. Es fantástico. Además, a Ángel lo respeto un montón, es un periodista que se ganó un lugar en la tele con mucho éxito, así que me encanta. Me parece que esas cosas alimentan a la tele, que está bueno. Nosotros también tendremos que ir construyendo el programa, porque el vivo tiene eso de ver qué pasa, qué cosas le copan a la gente, qué cosas están mejor. Telefe es un canal líder y no le interesa tanto el número de rating sino consolidar un magazine a esa hora para que rinda y dure mucho tiempo.

-¿Hiciste algún pedido especial al canal para hacer el programa? Algún panelista puntual, medidas específicas de seguridad por el covid, flores en tu camarín todas las mañanas...

-No, yo no tengo esos aires de diva. Lo único que quiero es que las cosas salgan bien. Yo soy muy exigente trabajando. Quizá me ven de afuera que me divierto con todo y está claro que me encanta trabajar con alegría, pero necesito que las cosas salgan bien, y Telefe hace las cosas bien. Trabajé casi 20 años acá, los amo. Conozco a casi todos, sé cómo laburan y ellos saben cómo trabajo. Nos ocupamos solo de tener un staff de gente que fuera idóneo, fuerte. La única tele que no me gusta es cuando la gente hace lo que no sabe hacer. La improvisación la dejamos solo para los momentos que querramos jugar. Mi único pedido, que tampoco fue mío, sino que fue mutuo con el canal cuando empezamos a armar el proyecto, fue poner gente copada y que sepa de lo que habla.

"Mi único pedido, que tampoco fue mío, sino que fue mutuo con el canal cuando empezamos a armar el proyecto, fue poner gente copada y que sepa de lo que habla".

-¿Tuviste que meditar mucho antes de aceptar la propuesta?

-La verdad es que cuando renuncié al Bailando no tenía ganas de trabajar, recién se había muerto mi papá. Estaba en un proceso bastante interno en el que no tenía ganas de hacer nada, y al mes y medio apareció la propuesta. Y sí, sobre todo la charlé con mi marido, viendo también un poco el funcionamiento familiar. Él me dijo que si no tenía ganas de trabajar que no lo haga, estaba arrancando justo con mi plataforma y todo esto. Y me pareció interesante como desafío. A mí me encantan los desafíos. Nada me ilusiona más que ir en busca del riesgo, no quedarme quieta en un lugar, recuperar mi marca. Ir en busca de esas cosas que me parece que me van a dar nuevas perspectivas. Esta propuesta me gustó, me pareció interesante. Y como por suerte todo se fue dilatando, se dio en el momento en que se tenía que dar, que es en noviembre donde ya me siento más fuerte y mi mamá también. Con mi hermana estábamos pendientes de mi mamá, que estaba muy triste y ahora está un poquito mejor. Todo se vive de la mejor manera. Estoy contenta de volver a Telefe.

-¿Cómo te cayó que Juan, tu hijo, no haya podido estar en El Show de los Escandalones con Rodrigo Lussich? Se argumentó que desde el gobierno plantearon que era un mal mensaje que si los chicos no podían volver al colegio, menos podían trabajar en televisión...

-No se pudo. Yo también como mamá entendí que era riesgoso. Fueron dos cosas las que nos pasaron. Lo lamenté mucho porque Juan estaba muy entusiasmado, pero no va a faltar oportunidad. Juan, mi hijo del medio, es un ser muy independiente, muy libre, tiene muchas ganas de incursionar en esta profesión. Ya de chico hizo varias cosas, como teatro, cine. Está esperando poder volver al ruedo cuando todo esto pase. Seguro haga algo porque me parece que él quiere seguir por este camino.

-¿Tenés alguna cábala para el estreno?

-Yo soy más de las cábalas del teatro, porque el teatro es más cabulero. Con la tele no tanto, pero estoy muy guiada por la numerología y esas cosas. Me interesa saber, no porque vaya a modificar nada porque la fecha no la decido yo, pero sí saber dónde estamos parados. Es lo único. Tampoco me obsesiona nada. Soy una laburante desde hace muchísimos años y sé que las cosas si se tienen que dar de una forma se darán, y si se dan de otro modo también se darán. Así que me relajo y le pongo lo mejor. Sí soy muy laburante, cualquiera que me conoce lo puede decir. No me tiro a chanta con nada, laburo duro. A cada proyecto le pongo el corazón y el alma. Después si es un éxito o un fracaso… Los resultados finales no nos pertenecen. Uno puede ponerle toda la garra del mundo y que sea un fracaso o un éxito. Sí puedo decir que estamos haciendo todo para que Flor de equipo sea un gran programa, y es lo que más me preocupa. Que sea un buen producto.

Florencia Peña y su vuelta a la TV con Flor de equipo: "Nada me ilusiona más que ir en busca del riesgo"