Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Fede Bal, duro con Barbie Vélez tras no darle el pésame por su papá: "Ella es una cosa muy triste de mi vida"

El hijo de Santiago Bal blanqueó su decepción con la actriz de la que fue novio, en una nota con Confrontados.

La decepción de Federico Bal con Barbie Vélez tras no recibir el pésame por la muerte de su papá

La muerte de Santiago Bal fue uno de los momentos más dolorosos en la vida de Federico Bal (30), situación en la que se recibió el cariño y las condolencias de muchos viejos afectos. De hecho, Laurita Fernández (26) fue una de las personas que hizo a un lado las diferencias y se compadeció de Fede, actitud que no tuvo Barbie Vélez (25), también exnovia del hijo de Carmen Barbieri. Dos hechos sobre los que reflexionó el actor de Mentiras Inteligentes en una nota con Confrontados.

Todo surgió por la divertida sinceridad de Laurita en diálogo con LAM al confirmar que le dio su pésame a su ex: “Yo no sé si en algún momento de calentura lo bloqueé o lo borré de WhastApp, pero no lo encontré en el chat. No sé qué pasó en algún momento de quilombo que no lo tenía o no sé cómo lo tenía agendado. Así que le escribí un mensaje directo por una de las redes sociales. Quise estar presente de alguna manera. Él me respondió. Más allá de que Santiago era su papá, yo lo conocí y fue un hombre muy amoroso conmigo".

"Ninguno de los dos va a aparecer para el otro nunca más en la vida".

Entonces, Fede precisó: “Laurita me escribió por Twitter. Es divina, la verdad es que no tenía por qué hacerlo”. Y se explayó entre sonrisas pícaras: "Agradezco a todas mis exparejas, que algunas estuvieron presentes en el velorio y otras por mensajes. Quiere decir que aunque me hayan bloqueado, no hice las cosas tan mal en mi vida".

Sin embargo, el rostro se le transfiguró a Federico Bal cuando le preguntaron si Barbie Vélez también lo había llamado: “No, no. Pero es que ella es una cosa muy triste de mi vida y claramente ninguno de los dos va a aparecer para el otro nunca más en la vida. Ella quería mucho a mi papá, y mi papá también a ella...”.