Darío Giordano, el viudo de Romina Yan: "Verlos a mis hijos arriba de este escenario es muy movilizante"

El padre de Franco, Valentín y Azul, se refirió a #ViveRo, el conmovedor homenaje que tuvo la madre de sus hijos. 

Darío Giordano habló tras el homenaje a Romina Yan: "Es hermoso recordarla y fue maravilloso"

En Hay que ver tuvieron la palabra de Darío Giordano, el viudo de Romina Yan, que tras finalizar #ViveRo, el espectáculo solidario en honor a la actriz de Chiquititas, contó sus sensaciones sobre el homenaje y el ver a sus hijos Franco (18), Valentín (16) y Azul (10)  arriba del escenario.

"Ellos tienen esa parte maravillosa de su mamá y agradezco con ellos, que hoy también son artistas y heredaron de ella todo. Verlos arriba de este escenario, donde la vimos muchas veces a ella, es muy movilizante".

“Estamos felices. Siempre es hermoso recordarla y más con este homenaje maravilloso”, aseguró el productor, que tras la pérdida de su esposa se casó con la chef Miren Algañaraz y tuvo un hijo. “A mí me tocó otra Ro, que no es Belén Fraga, como yo digo. Mi Ro tiene más que ver con una persona maravillosa, que era todo amor y eso está siempre conmigo y con todos”, afirmó.

También Darío se refirió a la pasión por la actuación, el baile y el canto de sus hijos: “Es entender esa parte maravillosa de su mamá y poder agradecer eso con ellos, que hoy también son artistas y heredaron de ella todo. Verlos arriba de este escenario, donde la vimos muchas veces a ella, es muy movilizante”, contó, con una sonrisa.

"Cuando conocí a Romina fue único. Recuerdo todo, cómo la vi, cómo le hablé. No estaba nervioso. Súper inconsciente y eso fue lo maravilloso. Verla la esencia de Ro fue lo que hizo que viviéramos la esencia nuestra y eso generó la familia que formamos".

Sobre el recuerdo que siempre tiene Romina de sus seguidores, el productor le dedicó palabras de amor: “No hay una explicación racional, ella transmitía con el corazón. Real. Y esta conexión hace esto, que la gente sienta como sentía ella cuando estaba acá con nosotros. Eso no se termina nunca”, aseveró.

¿Cómo recuerda el momento en el que conoció a Romina? “Fue único. Recuerdo todo, cómo la vi, cómo le hablé. No estaba nervioso. Súper inconsciente y eso fue lo maravilloso. Verla la esencia de Ro fue lo que hizo que viviéramos la esencia nuestra y eso generó la familia que formamos”, finalizó.