Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Ángel de Brito les "paró el carro" a sus panelistas en plena nota a una dermatóloga: "¡Lo único que falta es que le discutan a alguien que estudió!"

El conductor no ocultó su sorpresa por las preguntas a la especialista sobre las máquinas de la polémica.

Ángel de Brito se puso firme cuando sus panelistas cuestionaron a una dermatóloga

En Los Ángeles de la Mañana trataron el escándalo por las máquinas estéticas que promocionan muchas famosas y cuya red de productos es señalada como una presunta estafa.

En medio del debate, Ángel de Brito sumó a la dermatóloga María Ángeles Jofre, quien aseguró: “No me preocupa tanto la de limpieza. La máquina que más me preocupa es la galvánica, que nosotros tratamos después las contraindicaciones en el consultorio. Por ejemplo, a la gente con rosácea se puede brotar por el calor. Vi pacientes con rosácea y también hay muchos brotes de acné”.

Ante las preguntas del panel sobre si la profesional "probó la máquina", la dermatóloga le respondió: “¿La galvánica? No, yo tengo rosácea y acné así que jamás la voy a usar”.

La repregunta fue inmediata: “Entonces, ¿cómo sabés que quema?”. Sin dudar, Ángel le dijo: “Porque es dermatóloga”. Sin embargo, Yanina Laotorre explicó su posición: “Pero también la tiene que haber tenido en la mano. Si alguien tiene rosácea no puede ir libremente y ponerse cualquier cosa en la cara. Tiene que consultarlo”.

"Lo único que falta es que le discutan a alguien que estudió! Ya son el colmo.¡Ustedes parecen embajadoras de la marca, vendedoras!"

Por su parte, Brey mostró la máquina en cuestión y dijo: “Acá tengo la máquina galvánica, que es la que ella dice que si tenés rosácea puede hacerte mal a la piel. Bueno, esto lo dice ella, que es dermatóloga, a mí no me consta, no lo sé”.

Inmediatamente, De Brito expresó con ironía y humor: “¡Lo único que falta es que le discutan a alguien que estudió! Ya son el colmo. Parecen de la mafia de Nuskin ustedes”. Y Brey le retrucó: “Si ella es doctora y dice que ha tenido casos, elijo creerle. En mi caso, que no tengo rosácea, no me hizo mal”.

Sorprendido, Ángel reiteró: “Pero, chicas, ella estudió”. Mientras que Mariana acotó “pero no estudió la máquina”.

Sobre el final, De Brito le puso onda al debate y bromeó: “¡Ustedes parecen embajadoras de la marca, vendedoras!”.