Andrea Bursten, a cargo del restaurant familiar: "Fue como una bendición. Fede acertó, mi cabeza tenía que estar ocupada"

La modelo tomó las riendas del negocio que había montado su marido, Federico Ribero, y contó cómo vive a casi dos años de su muerte.

Andrea Bursten, empresaria gastronómica. (Fotos: Twitter)
Andrea Bursten, empresaria gastronómica. (Fotos: Twitter)

El 17 de junio se cumplirán dos años de la muerte de Federico Ribero y Andrea Bursten (42), su mujer, reconoce que vivió momentos de angustia pero salió adelante con sus hijos Francesca (13) y Stefano (10).

"A veces estoy muy triste. La semana pasada, por ejemplo, repasé mi álbum de casamiento y no lo podía creer. Me dura un rato. Lloro mucho. Y después me recompongo. Por ahora estoy sola. El día que esté con alguien, ¿por qué no lo voy a contar? Creo que podría volver a enamorarme y sumaría".

La modelo y ahora empresaria habló con la revista Gente desde Salvador, su restaurant ubicado en el shopping Paseo Alcorta: "Fede me había dicho 'quiero que te hagas cargo de nuestra cadena de restaurantes, te va a gustar el negocio y lo vas a hacer bien'. ¡Y acá estoy! No lo siento como una carga. Fue como una bendición. Fede acertó. Mi cabeza tenía que estar ocupada. Trabajar es terapéutico".

Sobre su familia, Andrea contó: "Mis hijos están bien. Ando muy pendiente de Stefano, que de alguna manera es el más afectado. A veces hago cosas de padre, como llevarlo a la cancha. ¡Y me encanta! Me levanto todos los días a las seis y media, cuando se van al colegio, y vuelvo tipo siete de la tarde para que comamos juntos (...). Nosotros estuvimos con Fede en sus últimos meses, cuando ya sabíamos que no había más nada para hacer, y nos dijimos todo. Incluso pudo hablar a solas con sus hijos. Eso me da tranquilidad. Si bien resultó muy doloroso, denigrante, porque es una enfermerdad muy... complicada. Lo positivo fue haber podido decir, pedir. Sin embargo, a veces estoy muy triste. La semana pasada, por ejemplo, repasé mi álbum de casamiento y no lo podía creer. Me dura un rato. Lloro mucho. Y después me recompongo".

Respecto de su corazón, Bursten detalló: "Por ahora estoy sola. No me gusta que se digan cosas que no son, como que salgo con Francisco De Narváez o con Tinelli. El día que esté con alguien, ¿por qué no lo voy a contar? Creo que podría volver a enamorarme y sumaría. Siempre que sea alguien copado, inteligente y que quiera a mis hijos... Porque mi situación es particular. No soy una mujer separada que el fin de semana le dice a su ex 'tomá a los chicos'. Acá soy yo con mis hijos. Pero la verdad es que, por ahora, ese hombre no apareció".