Duelo de titanes: Juanse habla de pomelo

¿Qué tan seria y puntual es la contienda verbal entre Capusotto y el líder de los Ratones?. Habla el cantante.
No hay dudas de que Peter Capusotto y sus videos es un programa genial. Y que todo lo que se pueda decir sobre el ciclo, probablemente ya se haya dicho o escrito. El tono del registro en el que avanza sobre la fauna rockera es impagable. Del mismo modo, para mucha gente (entre ella, quien firma), Ratones Paranoicos es una alta banda de rock y Juanse, además de un buen performer, un gran letrista. "Hace haikus de Pappo", definió con justeza el colega Pablo Schanton, alguna vez. Letras de rock: ni poesía ni juegos de palabras. Letras. Rock. ¿Nena?

Durante los diez minutos que duró la pelea mediática entre ambos, el saldo más triste fue comprobar que para un montón de gente el único dilema a resolver era si Pomelo está o no inspirado en Juanse. "Así como generamos un montón de colas, también nos exponemos a nuestras propias caricaturizaciones. Entonces estamos todo el tiempo sacando agua de todos lados", asume hoy, Juanse el supuesto/probable aludido.

Nick Hornby, el popular y populista escritor inglés, pinta en su libro 31 canciones un momento esclarecedor de la vida de casi todos. Somos adolescentes, estamos escuchando con devoción y privacidad una canción que nos encanta, la puerta se abre y un padre pretendidamente gracioso simula cantar un estribillo. (Adaptación) "Wadu Wadu. ¿cuánto le habrá llevado al tipo ése escribir eso?". Hornby, siguiendo la secuencia, se lamenta de que a esa edad (o nunca) seamos tan preclaros como para disparar la única y mejor respuesta posible ("Cinco minutos.

¿Qué importa eso?"). Sin pretenderlo, como un efecto no deseado, Capusotto puede llegar a ser malentendido, aún desde el humor, como esa conciencia paterna omnipresente. Como si su fin fuera desenmascarar Pomelos para una legión de chicos listos, tan concientes del cliché que no pueden lidiar con la majestuosa estupidez del rock en su esplendor.

Como si creer en el rock no incluya asumir el spinaltapismo + IVA. Al tanto de lo que pueda decirse de él, Juanse no modera ni mide su discurso. A grabador prendido, habla de cosas que ocurren en su compañía de sueños ilimitada. "Dos personas encerradas en un lavarropas haciendo el amor". O: "Tengo la teoría de que los cisnes vienen del cielo, pero del cielo místico".

Más a fondo todavía, y como al pasar, dice que una película clásica de Luis Buñuel (Ese oscuro objeto del deseo) lo inspiró tanto que así terminó titulando al último disco de los Ratones.
-Pará, pará, pará...¿no se llama "Ratones Paranoicos"?
-No, se llama Ese oscuro objeto del deseo.
-¿Y dónde lo dice?
-No lo dice, pero se llama así.