Kate Moss echó a su novio para seguir de fiesta

La modelo fue a una exclusiva reunión en Londres en la que cantaron los ex Take That e hizo papelón.
Kate Moss estaba decidida a divertirse cuando le dijo a su novio el guitarrista de The Kills, Jaimie Hince que se vaya. Se ve que la bella inglesita quería pasarla bien sin culpas.

Concurrió a una fiesta en Notting Hill y aunque nadie sabía de su fanatismo por ellos se volvió loca cuando vio a los chicos ex Take That: Gary Barlow, Mark Owen, Jason Orange y Howard Donald.

Al parecer se les tiró encima y Barlow atinó a excusarse yéndose para otro sector, con sus compañeros. Luego de que los muchachos cantaran, Kate fue detrás del escenario y abrazó a Mark y Gary.

Aprovechando que la fiesta, además, era con karaoke, corrió hacia el micrófono y comenzó a cantar canciones pop, como "What A Feeling", la famosa cortina de "Flashdance".

Después la quisieron sacar del lugar por tirarle un vaso de vino a uno de los concurrentes, entonces Kate dijo: "¿Por qué estás estropeando mi diversión? No estábamos haciendo nada malo".

Las cosas se pusieron peor cuando Moss perdió su cartera. Afortunadamente, uno de sus amigos la encontró, justo cuando estaban cerrando el lugar. Al parecer, por la forma en la que Kate y sus amigos se fueron no iban rumbo a sus camas, sino a seguir despiertos toda la noche...