Rock a toda voz - Ciudad Magazine Pasar al contenido principal

Rock a toda voz

Tiene 45 años - "como las rpm de un disco", bromea-, dos hijos y dos bandas. Una es un trío vocal llamado Maltratan Hamsters y la otra Romapagana con la que hace rock eléctrico. Hablamos con él por teléfono y nos contó que está protagonizando un documental sobre su vida y la de su hermano Luca.


Andrea Prodan ya es un argentino más. Confiesa que no viaja muy seguido a su país natal porque no extraña mucho y se sorprende de sus pocas ganas de volver. Acá tiene dos hijos, Homero que vive en Trelew y Catalina, de un año y medio. Él pasa sus días entre Córdoba y Buenos Aires y acaba de cumplir 45 años. "Como los rpm, mis discos preferidos, esos chiquititos de vinilo – bromea-. Ser un 45 es todo un lujo".

La única vez que se lo puede escuchar sin su característico acento italiano es cuando imita el sonido de los instrumentos musicales. Hace once años sacó un disco completamente vocal y ahora formó el trío Maltratan Hamsters, que interpreta varios estilos como el rock, tango, punk y reggae sólo con la voz. "Lo único que usamos es un tecladito para afinar", comenta el hermano de Luca.

¿Cómo surgió el trío?
Es la evolución de lo que fue Viva Voce, el disco que grabé en el 95 y en su momento ganó un Premio ACE. Hice todos los instrumentos, bajo eléctrico, trompeta, todo con la voz. Por años me frustré porque no podía hacer esos temas en vivo, aparte me pareció divertido intentarlo con otras personas y entraron en mi vida los otros dos Hamsters que tienen la misma pasión que yo, que es jugar con los sonidos y esas cosas. Ellos son Pablo Kaloustian, que es decimos "el batero" de nuestro trío insólito vocal, e Isidoro Can que hace otros ruidos. Después estoy yo que soy Prodan, todos nuestros apellidos terminan en "an", la gente va a pensar que vamos a hacer un can can (risas).

Muy bueno el nombre
El grupo vocal más famoso en el mundo son los Manhattan Transfer, de New York, y para parodiarlos nos pusimos Maltratan Hamsters. Aunque uno puede darle varias lecturas, es un chiste, pero también un poco nos sentimos un poco como si fuéramos hamsters con un domador que espera de nosotros grandes cosas. Y nosotros intentamos darle lo que podemos, cuando sale mal, el público nos maltrata, así que nos Maltratan Hamsters (risas). Pero no hay que tomárselo demasiado enserio. Cuidado porque en las notas, a veces, uno dice una cosa que es una ridiculez y sale con papas fritas y parece LA frase de la nota.... Es un juego vocal que es un poco como ir al zoológico de los Hamsters. (escuchar audio)

Y cómo hiciste para encontrar cantantes que les de la voz porque un grupo vocal es muy arriesgado
La verdad que si, ya es difícil encontrar gente para una banda pero trabajar con la voz es más complejo. Lo bueno es que no necesitamos plomos y tampoco tenemos mucho equipo para llevar de un lado a otro, estamos trabajando con el cuerpo y nada más. A veces podemos hacerlo a capella, según el lugar, en el caso del show que vamos a hacer en el Teatro ND Ateneo no va a ser posible. Tocamos como soporte de la banda de Tito Fargo y Araujo que se llama Gran Martell (el viernes 15 de diciembre).

¿Van a grabar un disco?
Es todo bastante fresco, en algún momento puede ser, por ahora estamos todavía conociéndonos. Primero fue un trío vocal después se transformó en un cuarteto luego un quinteto y volvió a ser un trío. La idea del trío es divertida porque es como más arriesgado sacar el máximo provecho de solo tres voces, está muy bueno, a mí me gusta el triángulo en esto de la música, pero no tenemos planeado todavía un disco, es una cosa como nueva.

¿Qué otras cosas estás haciendo?
Estoy protagonizando un documental de un director de Dinamarca, Yannick Spidsboel, una historia de dos hermanos ítalo escoceses que terminan eligiendo la Argentina. Fuimos de viaje con mi programa radial, Metiendo Púa (que ya no está en el aire) por todo el norte del país registrando imágenes de gente del lugar, como por ejemplo los niños de Salta que se hicieron famosos en YouTube.com por tocar rock o el Centro Cultural Humahuaca. Este documental me pareció importante porque el director me conoce desde hace unos 15 años y como actor en Italia. Le interesaba mi trayectoria y quería hacer algo, pero después cuando vine a vivir a Argentina quedó medio sorprendido. Después vino para acá y le pareció muy interesante lo que estaba pasando en el 2002 y quiso filmar. Vió que yo estaba haciendo cosas distintas de lo que hacía en Italia y además descubrió todo el fenómeno de mi hermano que le abrió la cabeza y le dio ganas de contar eso también. El documental se transformó en la historia de Luca y Andrea, dos hermanos y un país con todas sus paradojas y misterios como este.

¿Estuviste en Italia recientemente?
Hace muchísimo que no. Me sorprendió mi falta de ganas de volver. Italia es el país más hermoso que hay en cuanto a variedad de cosas, pero ahora tengo mi familia acá y es extremadamente caro viajar. Tampoco extraño mucho, he mamado tanto de lo italiano que un poco de purificación argentina viene bien. Allá tengo mi mamá, Cecilia, de 88 años, que es un personaje increíble y también va a salir en el documental. También está mi hermana Michella, 20 años más grande que yo, que trabaja en cine. En este momento está en Rusia filmando una película.

Además del trío Maltratan Hamsters, Andrea continúa con su grupo Romapagana. "Es una banda que tiene mucha fuerza, bastante original – señala-. El problema de tener una banda de rock eléctrico de cuatro tipos y llamarte Prodan es que en un momento te podés paralizar y decidir no meterte, hacer solo el trip vocal pero la verdad que a mí el rock siempre me gustó y estamos a full. Es una excelente experiencia. Tenemos una batero de 16 años, Cristian "Pistón" Fernández. También Diego Segovia, en bajo y Fabián "Rojo" Limardo, en guitarra "fanfarrona", yo toco la guitarra rítmica y canto".

TE PUEDE INTERESAR