El lomazo de la participante de A todo o nada, en el juego más "osado" del programa de Guido

Una rubia llamada Brenda fue a jugar junto a su marido Luciano, y a pesar de los esfuerzos, se retiraron del ciclo de entretenimientos sin los premios deseados.

Para ganar en el programa de Guido Kaczka hay que poner toda la carne al asador y no escatimar en esfuerzos, ni siquiera cuando se trata de poner el cuerpo. Claro que muchas veces tampoco alcanza con quedarse en traje de baño y hacer el ridículo con hidalguía.

Algo así le sucedió a Brenda, una coqueta asesora de imagen y maquilladora que fue con su esposo Luciano a jugar en La mejor decisión, el más osado de los formatos de A todo o nada. La jornada le fue bastante esquiva al matrimonio, que llegó al desafío de desvestirse mutuamente con tan solo una mano y en apenas 60 segundos con mucha esperanza.

El hombre logró que su bella mujer quede en bikini para algarabía de los televidentes, pero le dejó menos de 20 segundos a su esposa -y madre de dos hijos- para que lo desnude. Poco, muy poco tiempo para desabotonar la camisa blanca.

Lo bueno para la platea femenina fue que en el siguiente juego Luciano siguió sin tener su camisa puesta y además apareció en bermudas. El final fue historia, ya que el globo empapó a Brenda, que se olvidó de su pose seductora y exclamó al perder los premios deseados: "¡El agua está fría!".