Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Gerardo Sofovich habló de sus duros días en terapia intensiva: "Tuve sueños que se confundían con la realidad"

Ya recuperado, el conductor relató en El Diario de Mariana su vivencia en la última internación, donde estuvo al borde de la muerte. Además, no da tregua a su guerra con Luis Ventura. 

Gerardo Sofovich no le creyó a Luis Ventura su mensaje de recuperación: "Todos sabemos que fue una hipocresía"

"En los sueños estaba mi hijo Gustavo; Ester, mi mano derecha; Wilbur, que es mi gato felino. Mi papá y mi mamá no estaban, pero Hugo sí entraba en algún momento. Los sueños eran un delirio total. Ahora está equilibrada la cosa y tengo noción de qué era sueño y qué era realidad".

Gerardo Sofovich (77) logró recuperarse de una grave internación que duró dos semanas e incluyó desde asistencia respiratoria mecánica hasta una intervención en la que le colocaron un marcapasos con desfibrilador y sincronizador.

Audiblemente compuesto y con su acidez y particular humor intactos, Gerardo habló vía telefónica con El Diario de Mariana y contó cómo vivió la internación, cómo está hoy de salud y le dejó un mensaje a Luis Ventura, quien le había augurado una pronta recuperación.

Con respecto a su etapa en terapia intensiva, Sofovich relató: "He tenido muchos sueños que se me confundían con la realidad. No quiero contar mucho así no los sacan de contexto. Por supuesto que estaba mi hijo, Gustavo; Ester, mi mano derecha; Wilbur, que es mi gato felino. Mi papá y mi mamá no estaban, pero Hugo sí entraba en algún momento. Los sueños eran un delirio total. Ahora está equilibrada la cosa y tengo noción de qué era sueño y qué era realidad. Me mostró Ester todos los mensajes que me llegaron, pero en un momento decidí borrar todo".

El conductor sumó: "Mi tratamiento sigue el domingo a las 20.30 en Los 8 escalones. El domingo vuelvo al programa. Tengo que hacer una dieta con proteínas para recuperar el tono muscular, eso requiere un poco de trabajo. Voy a estar en condiciones de divertirme como siempre en el programa". Sin embargo, no se mostró abierto a una tregua con Ventura, con quien mantiene un enfrentamiento (mediatizado) desde hace años: "No me extraña ninguna hipocresía de ese señor. Todos sabemos que si lo hizo fue de hipócrita. Se quedó con las ganas de patearme el cajón", disparó Sofovich. Ventura había dicho: "Gerardo, dejate de joder. No me dejes acá, dale, aguantá. Quiero que te mejores, quiero que salgas, que te den el alta. Te va a ir bien, vas a mejorar, y después nos vamos a romper el cu... como nosotros queremos. Dale, vamos Gerardo".

Por último, consultado por su adicción al cigarrillo, contestó con picardía: "¿Qué es eso? El último lo fumé antes que me internaran. Esta vez entendí que no tiene sentido, después de tanto sacrificio mío y de los médicos también. A pesar de lo que me pasó, sigo sin tenerle miedo a la muerte; al contrario, tuvimos un momento de intimidad. Estoy muy bien ahora, ¿no se nota?".