Luciana Salazar: catarsis tuitera y picante retweet ¿contra el hijo mayor de Redrado?

La vedette continuó descargándose desde su cuenta de Twitter y dejó trascender que la mala relación con los hijos del economista boicoteó la relación.

Muchísimos rumores rodearon a la pareja de Luciana Salazar y Martín Redrado desde que se pusieron de novios: embarazo, casamiento, hasta crisis terminal. Por lo pronto, en este caso no se trató de una versión "descartada" por los mismos protagonistas, sino que esta vez parece que (realmente) se agotó el amor que los unía.

"Hay que ser muy básico para oponerte a que tus viejos, una vez separados, rehagan su vida cada uno por su lado. Como intentan Luciana y Redrado", retuiteó la rubia. Y continúo republicando en idéntica tónica: "Que los hijos importan, es verdad, pero algunos se van de mambo. A la vida hay que tomarla con pinzas, a la familia de otros también".

Así lo deja ver la vedette desde su cuenta de Twitter, donde realiza su catarsis y solapadamente ¿responsabiliza? al hijo mayor del economista -de 19 años- de haber boicoteado a la pareja, como primició Angel de Brito en su columna para este sitio. "Hay que ser muy básico para oponerte a que tus viejos, una vez separados, rehagan su vida cada uno por su lado. Como intentan Luciana y Redrado", retuiteó la rubia.

Para reafirmar su coincidencia con las reflexiones de sus seguidores, luego se hizo eco del comentario de una mujer: "O cuadrado mejor dicho. A veces los hijos actúan de manera errada, basados en su propia conveniencia". Y siguió dando crédito a mensajes en esa tónica: "Los hijos son egoístas, no se puede permitir que decidan por uno. Se van y arréglate"; "Que los hijos importan, es verdad, pero algunos se van de mambo. A la vida hay que tomarla con pinzas, a la familia de otros también".

Ya en primera persona, Salazar disparó con angustia: "Si hablás, hacelo con la verdad, no seas esclavo de tus palabras. Sino, llamate a silencio". Entonces, cuando una usuaria le cuestionó que no hablara con Redrado en privado, Salazar acotó: "Siempre quise eso y el no me dejó… Cuando vos necesitas que te escuchen y tu pareja te apaga los teléfonos, no te contesta los chat, y encima le dice a mi padre que me va a llamar y no lo hace… Vos de alguna forma te tenés que hacer escuchar. Yo jamás hubiera elegido este camino. Me sentí obligada por la situación".

Instantes después, la ex chica Playboy completó: “Y después dice en los medios que iba hablar conmigo y no lo hace. Sólo para la fachada. Eso habla de cómo se maneja. Si hablás, hacelo con la verdad. Y cuando hablo de maltrato, ¡yo sé por qué lo digo! No lo tomo con liviandad. Solo estoy tomando fuerzas porque hablar de este tema todavía me duele”.

Redrado, por su parte, eligió mantenerse en silencio y sólo usó su cuenta de Twitter para hacer observaciones críticas de la economía argentina.