Maxi López habló por primera vez sobre el escándalo con Wanda y Mauro Icardi: "No hay rencores"

El flamante futbolista de la Sampdoria rompió el silencio y se refirió al romance de la modelo con su ex amigo, en una extensa entrevista con La Gazzetta dello Sport.

"Sólo pienso en mí y en la tranquilidad de mis hijos. Es lo único que importa en esta historia. Es inevitable que si uno vive con una persona mediática, estas cosas puedan suceder".

El torbellino del escandaloso triángulo amoroso entre Maxi López, Wanda Nara y Mauro Icardi parece haber quedado atrás. Las aguas se han calmado (al menos por ahora) y las peleas han quedado en un segundo plano.

Días atrás, apareció la primera foto del encuentro de Wanda, Maxi y Mauro, en el cumpleaños de Valentino, el hijo mayor del otrora matrimonio. Incluso, la modelo salió a aclarar las versiones sobre un supuesto malestar en la reunión. “Hubo cero clima tenso, estuvimos todos juntos”, contó la rubia, en su cuenta de Twitter.

Ajeno a los escándalos mediáticos, López intentó mantenerse al margen de la polémica y fueron contadas las ocasiones en las que se refirió a la separación y al romance de Wanda con su ex amigo. Sin embargo, el flamante futbolista de la Sampdoria rompió el silencio en una entrevista al diario italiano La Gazzetta dello Sport.

"Digamos que mi nuevo amor es el fútbol, ​​creo que es mi tiempo y quiero volver a jugar bien".

"No hay rencores con Wanda. Sólo pienso en mí y en la tranquilidad de mis hijos. Es lo único que importa en esta historia. Es algo que corresponde al ámbito privado; yo pienso sólo en el fútbol y en mis hijos. Es inevitable que si uno vive con una persona, digamos mediática, estas cosas puedan suceder”, aseguró el delantero.

El periodista aprovechó la oportunidad para consultarle también sobre el estado de su corazón. “Nuevo Maxi, nuevo equipo y, tal vez, ¿un nuevo amor?”, quiso saber el cronista. “Digamos que mi nuevo amor es el fútbol, ​​creo que es mi tiempo y quiero volver a jugar bien. Es el año del Mundial, un año especial para nosotros en América del Sur”, respondió con una sonrisa evasiva.

¿Fin del escándalo?