Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Mariana Brey y Carmela Bárbaro cruzaron opiniones al debatir sobre el apego: "Hay una nueva moda que dice que nadie se puede acercar a un bebé recién nacido"

Las panelistas expusieron sus puntos de vista sobre la decisión de algunos padres de no recibir visitas los primeros días de vida del bebé. 

Mariana Brey y Carmela Bárbaro cruzaron opiniones sobre el apego en Los Ángeles de la Mañana

La feliz noticia sobre el nacimiento de Magnolia, la hija de la China Suárez (25) y Benjamín Vicuña (39) generó un debate con cruces de opiniones entre Mariana Brey y Carmela Bárbaro, ambas mamás, en el piso de Los Ángeles de la Mañana

La primera en tomar la palabra fue la exmujer de Gerardo Rozín: "Hay toda una nueva moda, que se aconsejan las doulas, que no se puede acercar nadie al bebé los dos o tres primeros días después de su nacimiento. Hay una crisis de tío, abuelo, primo, pariente brotado porque imaginate que vas a tener un nieto y que te digan 'no, vení al tercer día'", analizó. 

Carmela Bárbaro: "La idea de que un abuelo, un tío, una persona que además va a formar parte de la vida de ese chico, interfieran en el apego de un bebé con la madre y el padre no tiene un fundamento científico".

En ese momento, intervino Brey marcando su postura: "Pero eso tiene una explicación y, para mí, está totalmente fundamentada. Yo lo hice así, no es una moda de ahora, mi hijo tiene 6 años. Son más las madres que adoptan esta posibilidad, y eso no significan que lo tengan que hacer sí o sí, y tiene que ver con que el hijo cuando llega al mundo necesitan sentir el olor de su mamá y de su papá. Entonces es importante que los primeros 3 o 4 días tengan contacto solamente con esas dos personas".

Continuando con el ida y vuelta, Bárbaro dio más argumentos sobre sus ideas: "Porque la abuela lo haya agarrado un rato, no va a generar que el bebé no sienta el olor de la madre o tenga algún conflicto en el apego. Ahora eso importante y se cuida, por eso antes en las clínicas se llevaban a los bebés cuando nacían y ahora te lo dejan todo el tiempo si está todo bien".

Mariana Brey: "Tiene que ver con que el hijo cuando llega al mundo necesitan sentir el olor de su mamá y de su papá. Entonces es importante que los primeros 3 o 4 días tengan contacto solamente con esas dos personas".

"La idea de que un abuelo, un tío, una persona que además va a formar parte de la vida de ese chico, interfieran en el apego con la madre y el padre no tiene un fundamento científico", continuó. 

Tras escucharla, Mariana cerró la conversación subrayando su punto de vista: "El estrés que provoca el nacimiento de un niño, al igual que lo puede provocar en una mamá y todo lo que eso representa, esas primeras 24 o 48 o si querés 72 horas, es grande. El bebé viene de un lugar totalmente cobijado a un mundo en el que hay 17 personas que lo quieren abrazar. ¡Es demasiado!".