Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Marcela Tinayre, a corazón abierto al recordar a su hermano: "No fue un hombre feliz"

La conductora contó en Debo decir que extraña a Daniel Tinayre hijo y que nunca pudo decirle lo importante que fue en su vida.

Marcela Tinayre, sensibilizada al hablar de su hermano, Daniel en Debo decir: "No fue feliz"

En una charla intimista en Debo decir, el ciclo de América de Luis Novaresio, Marcela Tinayre (67) se refirió como pocas veces a su hermano, Daniel. Contó que lo extraña y lamento porque en su vida, murió a los 50 años por un cáncer de páncreas, no pudo ser feliz.

"Yo no tenía una gran relación con él y me hubiera gustado tenerla más. Se murió joven. Un hermano mayor es la memoria de la familia. Además él era súper familiero".

"A Daniel le molestaba muchísimo ser hijo de padres famosos. No le gustaba nada. Él no decía que era Tinayre, decía que era Martínez. Por ahí me decía 'tengo que ir a buscar una radiografía' que se había hecho como Martínez...", empezó, contando.

"Yo no tenía una gran relación con él y me hubiera gustado tenerla más. Se murió joven. Un hermano mayor es la memoria de la familia y me hubiera gustado que me cuente muchas más cosas. Además él era súper familiero, sabía toda la historia de nuestra familia en Francia, en España, entonces me contaba cosas", recordó la conductora.

"Lo extraño mucho porque él fue un factor importante en mi vida y se murió y no se lo pude decir. Me enseñó tantas cosas, me hacía reflexionar sobre muchas cosas".

"Lo extraño mucho porque él fue un factor importante en mi vida y se murió y no se lo pude decir. Me enseñó tantas cosas, me hacía reflexionar sobre muchas cosas. Una vez me fui de viaje y era mi cumpleaños. Él me hizo llegar al hotel en el que estaba un mensaje. Lo tengo enmarcado. 'Hermanita, donde estés, sé feliz' y es muy conmovedor eso, porque yo creo que Daniel en el fondo no fue un hombre feliz", lanzó, con los ojos vidriosos.

"Le costaba ser hijo de padres famosos y porque amaba la naturaleza y le hubiese gustado vivir en el campo, andar por las montañas, cosa que hacía de vez en cuando, pero había como ciertas obligaciones que tenía que cumplir otros roles... No fue del todo libre en sus deseos de vida", finalizó Marcela Tinayre.