Julieta Ortiz "incendió" en vivo a Tartu en Intrusos: "Estuvimos bailando en el vip de una fiesta electrónica"

La vedette de Segunda vuelta mandó al frente al panelista al confesar que compartieron unos pasos en la noche porteña. La divertida reacción del periodista.

Mirá a la diosa que incendió en vivo a Tartu en Intrusos

Hace dos semanas las chicas del elenco de Segunda vuelta, la obra que encabezan Nito Artaza, Miguel Angel Cherutti, Valeria Archimó y Cecilia Milone, derritieron Twitter con una foto en la que estaba desnudas con sus cuerpos pegados, cual trencito. Además de Ayelén Paleo y Jackie Pietrani, al costado izquierdo de la imagen encontraba la joven Julieta Ortíz (21), vedette que durante un móvil con Intrusos se atrevió a prender fuego a Augusto Tartúfoli, en plena entrevista desde Mar del Plata.

"Tartu, escuchame. Viste que a vos te encantan las fiestas electrónicas. Dicen que no podés entrar más a una, cuando yo te vi moviendo las cachas. Nos sacamos una foto, me parece. Bailamos un ratito, ja, ja".

La exporrista de Boca jugó al misterio respecto de su pasado botinero y el periodista la chicaneó: "Ustedes agarran un pibe de cuarta división, que es casi virgen, y dicen que andan con uno de Boca". Con un autoestima muy sólido, la muchacha replicó: "No, chicos, yo elijo. No sean malos".

De inmediato, Ortiz contraatacó: "Tartu, escuchame. ¿Viste que a vos te encantan las fiestas electrónicas? Dicen que no podés entrar más a una, cuando yo te vi moviendo las cachas. Nos sacamos una foto, me parece... Bailamos un ratito, ja, ja". Resignado y entre risas cómplices, el periodista se hizo cargo: "Me gusta ir a bailar a mí. He visto a Julieta bailando, es divina. Hay una fotito en el vip juntos, es verdad. Discutimos mucho de Boca ese día".

Frente a las bromas de sus colegas, Augusto Tartúfoli abandonó el estudio mientras Marcelo Polino anunciaba que su compañero acababa de ser "incendiado en vivo". Luego regresó sonrojado. Por suerte para él ya eran las 16.30 y no hubo tiempo para seguir avivando la llama. ¡Que llamen a los bomberos!