Ir al sitio

Ciudad Magazine

Notas Top

Jorge Rial, tras ser hackeado por segunda vez: "Me loguearon el teléfono, pero algo sabemos sobre quién fue"

El conductor habló de los mensajes ofensivos que salieron de su cuenta contra Agustina Kämpfer y Pamela David.

Jorge Rial, tras ser hackeado otra vez: "Algo sabemos sobre quién fue"

Dos hackeos en un mes. Jorge Rial volvió a ser víctima de la invasión virtual, pero esta vez los mensajes que salieron de su red social no fueron amistosos. “Con esa colorada (Agustina Kämpfer). Asco me da. Pero pronto irá a la prisión por corrupta. Ladrona. Nara fue lo peor que hiciste por mí. Hdp. Harto de ustedes”, se podía leer en el Twitter del conductor de Intrusos, en la madrugada del 30 de julio. 

Por otro lado, también se publicó un tweet agraviante hacia Pamela David y Liliana Parodi, Gerenta de Programación de América.

"Me loguearon el teléfono y no tiene muy buena seguridad Twitter. Pero ya está. Algo sabemos de quién fue. Me despertaron en medio de la madrugada, dos y media de la mañana, una de mis hijas, a los golpes, porque yo apago el teléfono a la noche... Pobre, Pamela (David) que también cayó en la volteada".

Notificado de lo sucedido, Rial aclaró por la misma vía: "Retomé mi cuenta. Por lo menos si lo pueden hacer más temprano para no tener que despertarme sobresaltado. Gracias", escribió tras eliminar los escritos que publicaron en su nombre.

Luego, ahondó sobre el tema en Desayuno Americano y dejó entrever que ya localizó al responsable: "Me loguearon el teléfono y no tiene muy buena seguridad Twitter. Pero ya está. Algo sabemos de quién fue. Me despertaron en medio de la madrugada, dos y media de la mañana, una de mis hijas, a los golpes, porque yo apago el teléfono a la noche; estando mis hijas en casa no hay nada que me preocupe. Entonces, lo tenía apagado y cuando prendí el teléfono eran 500 mensajes... Pobre, Pamela (David) que también cayó en la volteada, y tenía mensaje de ella. Después hablé con Pamela. Yo, sorprendidísimo porque estaba durmiendo", dijo, explicando los hechos.

Por último, sin mostrar fastidio, bromeó: "Les pido por favor que el próximo hackeo sea en horario de oficina".