¡Cuestionario Sexy de Ciudad.com! Francisco Delgado: "El lugar más loco donde hice el amor fue arriba de un avión. La chica me hizo ojitos y terminamos en el baño"

El ganador de Gran Hermano contó por qué en el terreno sexual también podría llevarse el premio mayor. Además, su pasado de patito feo y a qué ex compañera de reality elegiría como amante. 

¡Cuestionario Sexy de Ciudad.com! Francisco Delgado. Foto: Ciudad.com
¡Cuestionario Sexy de Ciudad.com! Francisco Delgado. Foto: Ciudad.com

En la casa de Gran Hermano 2015 Francisco Delgado (30) supo dejar en claro que la timidez no es lo que lo caracteriza. Se desnudó por completo (y no sólo en confesiones), fue el primero que puso "manos a la obra" por el temita de la abstinencia sexual y protagonizó algunas de las escenas "sabaneras" más calientes de la última edición del reality.

Feliz por su nueva vida, después de consagrarse como el gran ganador del programa, convertirse en padre y lleno de proyectos que se suman a su trabajo como panelista de Infama (en los próximos meses debutará en la reposición de El champán las pone mimosas y será el conductor de Algo con vos, una competencia de DJ's que saldrá en las medianoches de Radio Con Vos FM 89.9), Francisco sacó a relucir su lado más privado en el Cuestionario Sexy de Ciudad.com.

"Tenía mucha mala suerte en cuestiones del amor cuando era chico porque mi mamá me hacía el corte de Carlitos Balá y tenía un diente de chapa. De hecho en la escuela me decían "diente de chapa", así que con las mujeres no me iba bien. A los 15 años me sacaron la funda y me hicieron una de porcelana, me hice un nuevo corte de pelo con gel y a partir de ahí me empezaron a mirar más".

Del nene al que le decían "diente de chapa" y era invisible para las chicas de su colegio, al muchacho seductor que, según confiesa, pudo cumplir la fantasía masculina máxima de estar con dos mujeres al mismo tiempo. Por qué considera que los juguetes sexuales son innecesarios si se es un hombre habilidoso y "gauchito"; un encuentro hot que tuvo en un avión yendo a Cuba y cómo a una novia le dedicó el gesto más romántico, de esos que parecen salidos de una comedia de Hollywood. Además, qué excompañeras de GH eligiría para una aventura amorosa, a quién le propondría matrimonio y a quién no le daría ni la hora.

1) ¿Cómo fue tu primer beso? ¿Cómo eras de chico en cuestiones del amor?

-Tenía mucha mala suerte en cuestiones del amor porque mi mamá no tuvo mejor idea que hacerme el corte Carlitos Balá, ese corte tacita, y además tenía un diente de chapa. De hecho en la escuela me decían "diente de chapa" porque tenía un incisivo frontal envainado en una coronita de chapa, algo que se usaba antes. En la escuela me decían "Balá" o "diente de chapa", así que con las mujeres tenía muy poca suerte. A los 15 años me sacaron la funda y me hicieron una de porcelana, me hice un nuevo corte de pelo con gel, efecto húmedo y a partir de ahí me empezaron a mirar más las chicas. El primer beso fue en un club, en las vacaciones, con una chica muy linda que se llamaba Belén y nos besamos apasionadamente dentro de la pileta. Por supuesto que fue cuando ya estaba chulo (risas).

"No vivo haciendo fiestas sexuales pero sí alguna vez hice un trío con dos chicas y la pasé genial. También estuve con una chica morena y con otra asiática. Las chicas mientras más mulatas sean, mejor. Incluso tuve un affaire con una chica de color en Ecuador y me encantaba. Con una chica asiática tuvimos un encuentro en Mallorca y era muy hermosa".

2) ¿Cómo fue tu primera relación sexual?

-Fue cuando cumplí 16 años, tal vez un día antes o un día después, y fue con una chica más grande que tenía 20 años, y a la que le había dicho que yo tenía 17 años. Mis papás se habían ido por trabajo y me dejaron la casa sola. Fue fantástico y lo recuerdo como un momento muy lindo. Ella me trató muy bien porque ya sabía del tema y yo era un novato. Recuerdo que cuando ella se fue, tipo 5 de la mañana, me acosté en la cama de mis viejos, cual galán de telenovela, me puse los brazos en la cabeza y dije "ahora ya soy un hombre".

3) ¿Qué fantasías sexuales pudiste cumplir? ¿Cuál fue el lugar más raro donde hiciste el amor?

-Todos los hombres alguna vez sueñan con estar con dos chicas y durante un montón de años fue una fantasía. Afortunadamente la pude cumplir. Tampoco es que lo practico a menudo, porque una vez me dijeron "pero te encantan los tríos". No, la verdad es que no vivo haciendo fiestas sexuales, pero sí alguna vez hice un trío con dos chicas y la pasé genial. También estuve con una chica morena y con una asiática. Las chicas mientras más mulatas sean, mejor. Incluso tuve un affaire con una chica de color en Ecuador y me encantaba. Con una chica asiática estuve en Mallorca, a ella la conocí en un hostel, salimos 4 ó 5 veces, tuvimos un encuentro y también, muy hermosa. Hacerlo en lugares raros me gusta, pero en esa parte soy bastante conservador. Me gusta la cama, el aire acondicionado, la calefacción, luz tenue y la musiquita, pero lo he hecho en lugares raros. El más loco fue arriba de un avión yendo a Cuba. Una chica me hizo ojitos, nos miramos, nos flechamos y en un baño de esta aerolínea cubana hicimos el amor.

"He comprado alguna vez con una pareja un pequeño juguetillo, pero soy un poquito conservador. ¿Para qué comprar juguetes si ya nacimos con todo? Tenemos labios, boca, lengua, dedos".

4) ¿Qué te enciende y qué te deseortiza a la hora del hacer el amor?

-Lo primero siempre entra por los ojos, pero definitivamente para mí no es lo más importante. Me gusta que sea alguien que tenga contenido. Tampoco que sea una erudita o que sea súper culta, eso en la realidad no importa, pero sí que sea alguien que me inspire ternura, que le den ganas de compartir otras cosas, además de un momento de calentura. Me gusta sentir esa sensación de protegerla, de cuidarla, de que se quede dormida. No soy de esos chicos que están con una chica y después le llaman un taxi para que se vaya, no me gusta eso. Si tiene una cara hermosa, un cuerpo esbelto, pero no puedo charlar de nada y todo lo que tiene para ofrecer es belleza física, no me atrae porque eso dura 5 minutos.

5) ¿Te interesan los juguetes sexuales?

-He comprado alguna vez con una pareja un pequeño juguetillo, pero soy un poquito conservador. Lo usamos un par de veces y quedó ahí guardado en el cajón de las medias. ¿Para qué comprar juguetes si ya nacimos con todo? Tenemos labios, boca, lengua, dedos.

"La masturbación me parece correcta, hay que practicarla cuando uno tiene granas y aunque uno esté en pareja, es la mejor forma de conocerse. La llevé a cabo varias veces en la casa y en la vida diaria también".

6) Fuiste el primero en Gran Hermano 2015 que no aguantó la abstinencia sexual y tuvo que autosatisfacerse en la ducha. ¿Cuál es tu relación con la masturbación? ¿Tenés un costado exhibicionista, ya que varias veces te desnudaste en la casa?

-Es un tema que hay desmitificarlo, yo no tengo ningún tabú ni tapujo en hablarlo porque me parece lo más natural del mundo. La masturbación me parece correcta, que hay que practicarla cuando uno tiene granas y que aunque uno esté en pareja, es la mejor forma de conocerse. La llevé a cabo varias veces en la casa y en la vida diaria también. Lo mío no es para nada exhibicionista, no soy nudista como Rolando Hanglin y no iría al Obelisco para sacarme fotos desnudo como hace un fotógrafo. En mi casa siempre ando desnudo o en bóxer. En la casa de Gran Hermano te terminás olvidando de las cámaras y yo hacía lo mismo que hago en mi vida diaria.

7) ¿Qué es lo que todo hombre debe saber para satisfacer a una mujer?

-Lo importante cuando estás con una mujer en la cama es ser feminista. El hombre tiene que ocuparse de que la mujer disfrute. Para muchos hombres es quizás todo mucho más fácil. En cambio, una mujer es más delicada, necesita ser cuidada más y hay que sentirla más. Cuando una mujer finalmente se libera de todos los tabúes de la sociedad, y de este país que todavía es muy machista, y logra realmente disfrutar, ahí él va a tener su mayor disfrute. Ése es mi secreto y la receta de la fortuna: que ella se sienta bien antes que yo.

"A una novia para su cumpleaños le hice mil grullas de papel y se las tiré en todo el camino desde la puerta del instituto de inglés donde ella iba hasta la puerta de su departamento. En la entrada de su casa puse un pasacalle donde decía que la amaba y le deseaba feliz cumpleaños. Y en la puerta de su edificio puse una foto de los dos. Fue una locura que a ella le encantó".

8) Si tuvieras que elegir a tres compañeras de tu estadía en Gran Hermano, ¿a quién elegirías como esposa, a quién como amante y con quién no intentarías hacer absolutamente nada?

-A Camila, Romina o Belén las elegiría como amantes. A quién no elegiría bajo ningún punto de vista es a Marian Farjat, porque es la novia de mi amigo y tiene bigotes, aunque tal vez si la hubiera conocido en otro momento de mi vida o en otro contexto… yo en mi vida he sido muy gauchito, la belleza física para mí no es lo primero. ¿Quién podría ser para esposa? Con Camila definitivamente no. Creo que elegiría a Nadia, entre muchas razones, porque hizo la tapa de Playboy.

9) ¿Cuál fue tu peor experiencia sexual?

-En la ciudad de La Plata hace 7 años yo era profesor de spinning y fue con una alumna que tendría 2 años menos que yo. Nos juntamos a cenar, vimos una peli, nos tiramos en mi cama. Ella quería hacerlo porque me desnudó y se desnudó ella también, pero fue imposible. Quería tocarla y no me dejaba, quise que me tocara y tampoco. No quería que me suba arriba de ella, no quería venir arriba mío, no me dejaba hacer nada. Tenía muchos tabúes porque no quería hacerlo con la luz encendida, que no la viera desnuda, que no la tocara. Hasta que en un momento le dije "mirá que si no avanzamos, no va a pasar nada". "Que no pase nada", me dijo. Me enojé muchísimo porque llegado ese momento imaginá cómo estaba… Se cambió, se fue y nunca más volvió a la clase. 

10) ¿Qué fue lo más romántico que hiciste por una mujer?

-A una novia en La Plata, que se llamaba Nahir, para un cumpleaños le hice mil grullas de papel y se las tiré en todo el camino, desde la puerta del instituto de inglés donde ella iba, hasta la puerta de su departamento. Las grullas las hice a mano con la ayuda de un amigo. En la entrada de su casa puse un pasacalle donde decía que la amaba y le deseaba feliz cumpleaños. Y en la puerta de su edificio puse una foto de los dos, con el permiso del encargado. Fue una locura que a ella le encantó.