Viviana Canosa, a corazón abierto: “Pensar que tengo una personita dentro es muy fuerte”

La conductora contó a la revista Gente cómo vive su embarazo de ocho semanas: los cambios corporales, los antojos y los miedos, fueron algunos de los temas que mencionó. "Le tengo terror al parto", reconoció. Sus declaraciones.

Viviana Canosa: “Pensar que tengo una personita dentro es muy fuerte”. (Foto: Gente)
Viviana Canosa: “Pensar que tengo una personita dentro es muy fuerte”. (Foto: Gente)

Viviana Canosa (41) transita una etapa que jamás había imaginado. Enamorada de Alejandro Borenztein (54) y con un embarazo de ocho semanas “fruto de esta relación de amor y pasión”, la periodista se mostró feliz en su programa por la buena noticia, y disfruta del pleno momento con entusiasmo, tranquilidad y algunos miedos.

"¡Tengo las lolas más grandes! Siento que mi cuerpo está cambiando por dentro y por fuera, que ya se prepara", expresó Canosa.

Durante unas mini vacaciones en Estados Unidos junto a su pareja, Canosa brindó una entrevista a la revista Gente y relató cómo vive este presente ideal. “Todo el tiempo me toco la panza y le pido que me ayude a transitar los sustos, que le agradezco a Dios por tenerlo, y por sobre todo, que lo amo”, expresó la conductora. Y agregó: “Como nunca estuve obsesionada por ser madre, vivo esta experiencia con calma y ese asombro tan lindo”.

Sobre los cambios corporales, respondió con toques de humor y emoción. “¡Tengo las lolas más grandes! Siento que mi cuerpo está cambiando por dentro y por fuera, que ya se prepara. Pensar que tengo una personita es muy fuerte”, confesó.

“Como frutas y verduras, pero a toneladas. Vivo comiendo uvas, que antes detestaba", contó la conductora sobre sus antojos. Más saludable, ¡imposible!

Y si el sentido común pensaba que las embarazadas, mayormente, se enamoraban de los chocolates, las tortas, los sándwiches y de los hidratos, acá va un caso ejemplar, si de antojos se trata. “Como frutas y verduras, pero a toneladas. Vivo comiendo uvas, que antes detestaba, y mucho melón y mango. Es curioso, porque dos semanas antes le había dicho a mi empleada que me prepare una dieta de verdes y cereales”. Más saludable, ¡imposible!

La periodista admitió que siempre se imaginaba ser madre de un varón, pero que ahora piensa en una hija. “Si es nena se llamará Martina”, contó.

Lo nuevo y lo desconocido también llega a su vida con algunos miedos, que busca superar día a día. “Le tengo terror al parto. Pero Ale es un gran compañero. Me escucha, me habla, me contiene. Ni bien llegue a Buenos Aires voy a retomar yoga, para preparar mi cuerpo y meditación para armonizarme”, relató Canosa. Y a eso va.