Ciudad Magazine

Notas Top

Radares en riesgo

La nueva campaña que ha protagonizado la blonda para la asociación ecologista PETA y que debía haberse emitido en varios aeropuertos de Nueva York, ha sido  prohibida.

La nueva campaña que ha protagonizado Pamela Anderson para la asociación de Gente por el Tratamiento Ético de los Animales (PETA, por sus siglas en inglés) y que debía haberse emitido esta semana en varios aeropuertos de la ciudad de Nueva York, ha sido finalmente prohibida porque la ex Vigilante de la Playa se muestra demasiado sexy en ella. En el spot , una Pamela muy ligerita de ropa y caracterizada como guardia de seguridad del aeropuerto, desnuda a aquellos viajeros que visten pieles o cuero. Al parecer, la campaña, llamada La crueldad no vuela ( Cruelty doesn t fly ), ha sido calificada como subidita de tono y, por ello, no se emitirá finalmente en los 45 aeropuertos de la red CNN, como PETA había previsto.

Un representante de la Red de Aeropuertos CNN ha escrito a los responsables de PETA informándoles de su decisión y alegando que el motivo de la prohibición es que el anuncio es "particularmente delicado porque los niños son parte del público habitual de los aeropuertos", según ha informado el periódico New York Post.

Pamela Anderson es una reconocida vegetariana y gran defensora de los derechos de los animales. Además de protagonizar varias de sus más reconocidas campañas, como la famosa Prefiero ir desnuda que usar pieles ( d rather go naked than wear fur ) de 2003, fue la primera ganadora del Premio Humanitario Linda McCartney, que otorga la organización PETA, en 1999. También lanzó una línea de cosméticos "sin crueldad" hacia los animales y donó los beneficios a la ONG.

Y mientras todo esto sucede, la socorrista más sexy y famosa de la tele, que no se ha pronunciado aún sobre el veto a su spot proanimal, se ha dejado ver muy acaramelada con su nuevo novio surfista Jamie Padgett en las playas de Malibu.

Padgett, quien se gana la vida como electricista, y P amela se conocieron, según la revista People , hace un par de meses en un cámping para caravanas donde la actriz pasó unos días mientras efectuaba reformas en su casa. Desde entonces, se ha podido ver a la pareja con los hijos de Pamela en más de una ocasión. Al parecer, su primera cita fue un paseo en kart por la playa de Malibu.