Obama, Chávez, y Evo, bien juntitos los tres - Ciudad Magazine Pasar al contenido principal

Obama, Chávez, y Evo, bien juntitos los tres

Los mandatarios de Estados Unidos, Venezuela y Bolivia, conviven desde la pasada cumbre de las Américas con figuras como Shakira, Salma Hayek y hasta Cantinflas en el Museo de Cera de México.

Sonrientes y amistosos se ven desde hace unos meses a los presidentes de Estados Unidos, Barack Obama, de Venezuela, Hugo Chávez, y de Bolivia, Evo Morales, en su nuevo hogar de México. Se trata de las estatuas de cera que inmortalizan a los primeros mandatarios y que el Museo dio a conocer desde el la pasada Cumbre de las Américas.

El Museo mexicano cuenta con 200 esculturas entre las que se destacan personajes como Shakira, Thalía, Salma Hayek, Cantinflas, los Beatles, así como líderes políticos, empresarios, deportistas y otros artistas.

Barack Obama, vestido de traje gris y una corbata roja lisa, junto a Chávez, con un traje azul oscuro y Morales con chaleco de tejido típico andino, fue el último de los mandatarios en llegar a la exhibición.

Una Shakira sensual y sonriente es la cuota colombiana de la muestra.
Para la fabricación de la figura de Obama fueron necesario cuatro meses "de intensa labor" y la participación de "talentosos escultores mexicanos", según revelaron fuentes del museo.

De manera que no importa que roces haya entre los mandatarios americanos en la vida real, sus figuran conviven desde marzo en un ambiente tranquilo ante la visita de cientos de visitantes que hacen fila para fotografiarse con los tres sonrientes en un mismo lugar.

A propósito de muñecos, al parecer los habitantes de la casa blanca no sólo inspiran a fabricantes de estatuas de cera, pues hasta el perro de Obama, llamado Bo, fue inmortalizado en juguete que de acuerdo con la prensa estadounidense se vende como pan caliente.
"Ty Inc", una compañía de Illinois, el estado de procedencia de Obama, ha comercializado un "Bo" en miniatura que ya se agotó en las tiendas nada más salir a la venta en abril.

La misma empresa ya había tenido problemas con la familia presidencial después de que la primera dama, Michelle Obama, se quejara de la comercialización de dos muñecas, "Marvelous Malia" y "Sweet Sasha", que tomaban el nombre de sus hijas, de diez y siete años, respectivamente.

(Fuente: Jetset.com.co)

TE PUEDE INTERESAR