Ahora sí que están todos - Ciudad Magazine Pasar al contenido principal

Ahora sí que están todos

Entraron los 13 políticos que faltaban, y ya hay cuatro nominados: Alfredo, Luis D., Lilita y Cristina.

Con las trece figuras políticas que ingresaron anoche a la casa de "Gran Cuñado", en ShowMatch (El Trece, a las 22.30), se completó el abanico de oficialistas, opositores, sindicalistas y demás yerbas con que los imitadores del programa se despachan en esta temporada.

Y ya se conocieron los primeros sentenciados. El público tendrá que votar por la negativa, es decir no a quién salva sino quién quiere que se vaya. Ellos son: Alfredo, el dirigente rural; Luis, el dirigente piquetero que no se calló la boca ("Tinelli, te odio, a vos y a todos los que llamaron por teléfono); la rubia Lilita, y la morocha Cristina.

El primero en ingresar anoche al estudio fue Daniel (Scioli, caracterizado por Jorge Fossetti), quien insistió todo el tiempo con una actitud "muy positiva"; le siguió Sergio (Masa, en la piel de Mariano Iúdica), con su anuncio de micro créditos de cien mil pesos para los jefes de familia, y a continuación un más que parco Carlos (Reutemann, interpretado por Waldo).

En las antípodas, a puro chiste en continuado, todo énfasis y diversión, entró Luis J. (Fernando Ramírez haciendo del cordobés Luis Juez), proponiéndose como la alegría de la casa, en la que seguramente estarían todos muy aburridos. "Estoy buscando un cerrajero, porque ayer cerraron todo y me dejaron afuera", se quejó no bien llegado, un rato más tarde, el otro Luis (D Elía, imitado por Claudio Rico). Otros de los "participantes" fueron el sindicalista Hugo (Moyano, a cargo de Toti Ciliberto), Felipe (Solá, en una lograda interpretación de Sebastián Almada), y dos de los "fáciles": por un lado, Nacha, con la humorista Fátima Flores cambiándole las letras a distintas canciones, y por otro Guillermo (Moreno, el secretario de Comercio Interior, a cargo del "Turco" Naim), con sus comparaciones entre "el país de los medios" y el "país de Guillermo" donde, por ejemplo, "la enana Feudale mide 1,77, una mannequin".

A su turno, pasaron Aníbal (Fernández, imitado por Carna); la secretaria de Acción Social Alicia (Kirchner, en una interpretación de Gladys Florimonte), revelando haber sido "Miss Cordero patagónico", y Fernando, el ex presidente —una vez más en la piel de Freddy Villarreal—que llegó por sorpresa, siempre despistado y lamentando no haber ido al casamiento de Tinelli, que se acaba de separar.

Y la más esperada, "por primera vez en la TV argentina", Cristina (a cargo de Martín Bossi), apareció detrás de un atril, se mandó un discurso e impugnó su participación en "Gran Cuñado" por una cuestión de género: "lo haré en Gran Cuñada", dijo. Y se retiró hacia la casa, sin posar para la foto junto a Tinelli.-

TE PUEDE INTERESAR